Compartir
Publicidad

Deportistas adoptados por un país por sus éxitos y que quedaron en el olvido... (o triunfaron)

Deportistas adoptados por un país por sus éxitos y que quedaron en el olvido... (o triunfaron)
2 Comentarios
Publicidad
Publicidad

No pudo ser. Este fin de semana se disputó en la hierba del All England Tennis Club la final femenina del torneo de Wimbledon, en la que Garbiñe Muguruza plantó cara pero no pudo vencer a Serena Williams. Era la primera vez que una tenista española accedía a la final de este Grand Slam, desde que Arantxa Sánchez Vicario llegase a la final en 1995.

Pero espera, ¿he dicho tenista española? Exacto. La joven de 21 años nació en Venezuela, aunque desde los seis años vive en España, entrenando en la Escuela Bruguera. Con padre vasco, Muguruza cuenta con la doble nacionalidad venezolaza-española, aunque en los torneos individuales compite bajo bandera española, además de participar en el equipo español de la Fed Cup. Y todo esto nos hace acordarnos de otros deportistas que cambiaron de nacionalidad y que triunfaron... o no.

Los que prometían mucho y defraudaron

Johann Mühlegg (esquiador nacionalizado español)

Este es sin duda mi caso favorito de deportista adoptado por un país con enorme jubilo y que cayó como el plomo. El esquiador de fondo alemán compitió en los Juegos Olímpicos de Invierno de 1992, 1994 y 1998 bajo la bandera de su país de origen, delegación con la que solo obtuvo un diploma por su séptimo puesto en 50 kilómetros en Nagano '98.

Expulsado de la federación alemana, en 1999 decidió nacionalizarse español. Ya ese año ganó su primera carrera de la World Cup y en el Campeonato del Mundo logró la medalla de oro en la prueba de 50 kilómetros estilo libre y la de plata en 10+10 kilómetros, tras ser despojado de ella su ganador original por dopaje.

Y llegaron los Juegos Olímpicos de Invierno de Salt Lake City en 2002. España, salvo casos muy puntuales, ha pasado totalmente desapercibida en estos campeonatos, por lo que su llegada fue acogida con enorme esperanza, con la posibilidad de devolver al país a las medallas, y así fue, aunque con trampas.

Juanito Marca Marca y sus portadas

Juanito, el nombre que cariñosamente había adoptado por su nueva nacionalidad, consiguió nada más y nada menos que tres medallas de oro en 30 kilómetros libre, 20 kilómetros persecución y 50 kilómetros clásico, pero en un control antidopaje horas después de la última prueba dio positivo por darbepoetina. Juanito volvió a ser Johann.

Cp 29 02 00 52

Inicialmente el COI le retiró al última de las tres medallas que consiguió, aunque posteriormente el TAD le retiró las otras dos. Dicen que tras cumplir su castigo intentó volver con motivo de los Juegos Olímpicos de Invierno de Turín en 2006, pero sin el apoyo de la federación se retiró definitivamente. Ahora dirige una inmobiliaria en Natal, Brasil.

Diego Costa (futbolista nacionalizado español)

Se podría decir que Diego Costa tiene muchos admiradores, pero también muchos detractores. No se puede negar que el futbolista de origen brasileño tiene olfato para el gol, promedia más de medio gol por partido desde la temporada 2011-2012 con el Rayo Vallecano, pero su comportamiento en ocasiones ha estado fuera de lugar.

Costa jugó sus primeros partidos como internacional con la camiseta de Brasil en marzo de 2013, pero al ser amistosos pudo debutar con España un año más tarde. Para muchos Diego era el punta que necesitaba España, y de hecho fue al Mundial de 2014 en detrimento de otros nueves españoles. Mal debut en un torneo internacional, ya que la selección, tras haberse proclamado campeona en la anterior edición, no logró pasar de la primera fase.

Diego Costa venía de rozar la Champions con el Atlético de Madrid pero llegaba bastante justo físicamente, por lo que poco pudo aportar, siendo titular en los dos primeros partidos. Para muchos fue una de las decepciones del Mundial y tras él su presencia en la selección ha sido escasa, de hecho necesito 514 minutos de juego con España para marcar su primer gol. No entró en la última convocatoria, se le suponía ya recuperado, y aunque le metemos en el saco de los que defraudaron todavía está a tiempo de resarcirnos.

Fernando Amorebieta (futbolista de vuelta con Venezuela)

Hablemos de otro futbolista, en un caso más enrevesado. Fernando Amorebieta nació en Venezuela casi de casualidad, país al que llevó a sus padres, de Iurreta (Vizcaya), su vida laboral. Con menos de dos años la familia volvió a su lugar de origen y Amorebieta se formó como futbolista en la cantera del Athletic de Bilbao, en cuyo primer equipo jugó de 2005 a 2013.

Su rendimiento como central, llegó a disputar dos finales de Copa del Rey y una de UEFA con el Athletic, hizo que el seleccionador español le convocase para un amistoso con la selección absoluta, ya había defendido la camiseta de España en las categorías inferiores, aunque no llegó a debutar. Fue entonces cuando llegaron los contactos con la federación venezolana, que finalmente le convocó para su debut frente a Argentina en septiembre de 2011.

Su subida a los altares llegó un mes más tarde. Venezuela jugaba de nuevo contra Argentina, en esta ocasión en un partido clasificatorio para el Mundial de 2014, y Amorebieta fue el autor del gol que le daba la victoria a la vinotinto. Era el primer triunfo de su selección en esa eliminatoria, pero más allá de eso, ese tanto supuso la primera victoria de la historia de Venezuela contra Argentina.

Amorebieta ¿¿¿Roja??? ¡Ha sido él el que ha puesto el pie debajo del mío!

Amorebieta ascendió a los cielos, aunque pronto bajó. A pesar del triunfo contra la albiceleste, su selección se quedó a las puertas de disputar el Mundial de 2014. La siguiente cita importante era la Copa América que se disputó recientemente, escaparate perfecto para los futbolistas sudamericanos, pero la actuación de nuestro protagonista fue más bien discreta.

Amorebieta disputó el primer partido al completo, pero en el segundo, contra Perú, vio la roja en el minuto 29 por un pisotón. Fernando dejaba a su selección con un menos y sin uno de sus centrales titulares para el partido definitivo y Venezuela no pasó de la primera fase. Al igual que Diego Costa, Amorebieta todavía está a tiempo de mejorar, pero de momento en su primera gran cita ha decepcionado.

Joan Lino (atleta nacionalizado español)

Cuba, el atletismo y España. Han sido unos cuantos los casos de atletas cubanos que se han nacionalizado españoles, y quizás uno de los casos más conocidos fue el de Joan Lino. Su especialidad era la del salto de longitud, donde el asturiano Yago Lamela nos dio unas cuantas alegrías, y a su estela llegó Lino.

Su andadura con España empezó con buen pie, llevándose el oro en los Juegos Iberoamericanos de 2004, en los que obtuvo anteriormente el bronce cuando todavía representaba a Cuba. Su mayor éxito llegó en las Olimpiadas de ese mismo año, cuando con un salto de 8.32 metros logró el bronce. En los europeos de pista cubierta de 2005 volvió a lograr el oro, con un 8.37 metros.

Ya en los mundiales se quedó a las puertas del podio con 8.24 metros y en los europeos de 2006 no pasó de unos pobres 7.83 metros, quedando en 14º posición. Llegaron entonces las lesiones que lastraron su carrera. Todavía en 2010 firmó una plata en los Iberoamericanos, pero volvió a defraudar en los europeos con un 24º puesto. Otra vez lesiones y adiós a la nueva promesa de los saltos españoles.

Los que triunfaron

Marcos Senna (futbolista nacionalizado español)

En el mundo del fútbol los brasileños siempre han destacado, y por ello poder contar con un brasileño nacionalizado es todo un plus para cualquier selección. En el caso de España, a su selección se incorporó Marcos Senna. El futbolista militó durante 11 temporadas en el Villareal (de 2002 a 2013) y su nacionalización llegó bien pronto, en 2005.

Su primera convocatoria llegó en marzo de 2006, para un amistoso que no acabó disputando. Posteriormente llegaron las pruebas de fuego, primero con el Mundial del mismo año, en el que participó pero España cayó en octavos con Francia, y dos años más tarde fue requerido para disputar el Mundial de 2008 en Austria y Suiza.

Senna Voronin85166

Fue en ese campeonato donde Senna se encargó de la elaboración táctica del juego de la selección española, junto con Xavi Hernandez. Como bien recordaréis, esa Eurocopa fue a parar a manos españolas y Senna ganaba su primer gran título, además de ser incluido en el mejor once del campeonato.

Su único gol con la selección llegó en un partido clasificatorio para el Mundial del 2010, aunque Senna ya se había ganado un hueco en el once ideal de muchos. En el aspecto club, a pesar del descenso del Villareal en la 11/12 Senna permaneció una temporada más, para después hacer las maletas hacía EEUU, militando ahora en el New York Cosmos.

Miroslav Klose (futbolista nacionalizado alemán)

Otro claro caso de futbolista que cambió de nacionalidad y triunfó es el de Miroslav Klose. El 9 nació en Polonia, aunque desde 2001 defiende en los campeonatos internacionales a Alemania. Y más quisieran en Polonia haberse quedado con él, porque el delantero ha marcado goles a raudales, tanto en los clubs como con la selección.

Su participación en torneos con Alemania comenzó por el Mundial de Corea y Japón de 2002, donde saboreó las mieles del éxito, al quedar subcampeones, con cinco goles suyos. Pero ese sería solo el comienzo. Tras dos terceros puestos en los Mundiales de 2006 y 2010 y el subcampeonato en la Eurocopa de 2012 Klose y su selección se convirtieron en Campeones del Mundo en 2014.

Imago Sp 0630 13440005 1686

Pero además de los títulos grupales, Klose puede presumir de números. Sus 16 goles en Mundiales hacen de él el mayor goleador de estos campeonatos, por encima del mítico Ronaldo. Por supuesto, es el máximo goleador histórico de su selección, con 71 goles en 134 partidos. En el ámbito de clubes ha logrado una Copa de la liga alemana con el Werder Bremen, otra Copa de la liga además de una Copa, una Supercopa y dos Bundesligas con el Bayern de Munich y una Copa de Italia con la Lazio, donde está ahora.

Talant Dujshebaev (balonmanista nacionalizado español)

Tras ese complicado apellido está uno de los jugadores de balonmano españoles de mayor éxito. Nitro, como se le conocía, nació en 1968 en la República Socialista Soviética de Kirguistán, una de las repúblicas que formaban la Unión Soviética. Su carrera empezó en el CSKA de Moscú y su primera medalla la ganó con el Equipo Unificado (que representaba a varias ex-repúblicas soviéticas) en los JJOO de Barcelona en 1992.

Ese mismo año comenzó su andadura por España, recalando en el Teka Santander durante cinco temporadas. Todavía disputaría el campeonato del Mundo con Rusia en 1993, donde también logró la medalla de oro, y ya en 1995 se nacionalizaría español. Con España caerían dos medallas de plata y una de bronce en campeonatos de Europa y dos bronces en Juegos Olímpicos.

Dujshebaev54378

De por medio Dujshebaev jugó varias temporadas en equipos alemanes, aunque volvería para retirarse en el BM Ciudad Real, donde disputó otras tres temporadas. Pero su retirada no fue para irse muy lejos, porque se convirtió en entrenador del mismo equipo, de 2005 a 2013, las dos últimas temporadas ya como el BM Atlético de Madrid. Lo más curioso es que en 2006 participó de nuevo como jugador, para suplir la baja de un central. Para muchos, Talant sigue siendo a día de hoy el mejor jugador de balonmano español de la historia.

Hakeem Olajuwon (jugador de baloncesto nacionalizado estadounidense)

Ya no son pocos los jugadores no estadounidenses que han triunfado en la NBA, pero más complicado es que un jugador procedente de otro país triunfe en la mejor selección del mundo, y eso es lo que hizo Hakeem Olajuwon. Conocido como The Dream, por representar el sueño de un jugador extranjero que triunfa en EEUU, el jugador de origen nigeriano completó prácticamente toda su carrera en los Houston Rockets.

En la NBA tuvo gran éxito - dos anillos en los que fue elegido MVP de las finales, MVP de la NBA en 1994, dos veces defensor del año, seis veces miembro del primer equipo de la NBA y doce participaciones en los All Star entre otros - pero no lo tuvo tan fácil para poder competir con la selección del país que le había adoptado.

The Dream había participado en un torneo con la selección junior de Nigeria, por lo que la FIBA no le permitía vestir la camiseta de ninguna otra selecciión. Ya en 1993 Olajuwom obtuvo la nacionalidad estadounidense y en las Olimpiadas de Atlanta '96 fue un integrante del Dream Team, con los que consiguió el oro, compartiendo minutos con Shaquille O'Neal y David Robinson.

Imágenes | Cordon Press

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio