Este año Papá Noel no vendrá por Navidad, literalmente: la escasez también afecta a los animadores

Este año Papá Noel no vendrá por Navidad, literalmente: la escasez también afecta a los animadores
6 comentarios

¡Santa Claus is coming to town!: eso decía aquel popular villancico de John Frederick Coots y Haven Gillespie. Pero este año parece que no va a ser así. Hemos tenido muchas escaseces extrañas este año: desde el café o la madera a los tupperware y los jets privados. Las estanterías de los supermercados se han quedado vacías por la interrupción en la cadena de suministros derivada de la pandemia. Lo mismo ha sucedido para casi todas las materias primas. Pero quizás la escasez más sorprendente (y hasta cómica, según se mire) sea la que se avecina estas navidades y que ya afecta a todo EEUU.

Sí, hay escasez de Santa Claus este año. La razón es una combinación de demanda de animadores disfrazados, que ha aumentado masivamente, mientras que la oferta ha disminuido radicalmente. Y claro, los padres están en apuros, como en aquella película.

Sin Papá Noel este año. La escasez en esta temporada navideña ha llegado hasta el Polo Norte mientras la gente se pelea por encontrar Papás Noel. El fundador de la mítica página para contratarlos hiresanta.com, Mitch Allen, explicaba que la web ha visto un aumento del 121% en las personas que buscan tener a Santa en un evento este año en comparación con los últimos dos años. Y, sin embargo, hay un 10% menos de animadores dispuestos a ponerse el disfraz por la pandemia.

Ahora mismo hay más de 1.275 trabajos de Papá Noel de temporada completa, como los que trabajan en centros comerciales, y más de 2.000 bolos por hora aún sin cubrir. Ya hay quien está pagando 300 euros por dos horas y una barba falsa a través de un sitio web llamado GigSalad. "Ni siquiera tengo una foto del Papá Noel que he contratado. No sé ni cómo es", explicaba una empleada de una organización sin fines de lucro en este reportaje de Insider.

Un riesgo para ellos. Lo cierto es que muchos de ellos probablemente corren un mayor riesgo de padecer Covid debido a su edad y al alto índice de masa corporal, que es una comorbilidad, por lo que pueden saltarse este año o retirarse definitivamente de la industria de los Papá Noel debido a la pandemia. Otros, decía Allen, han muerto. "Varios cientos de Santas, durante los últimos 18 meses, han fallecido, y es una tragedia", explicaba al Washington Post.

Santa Tim Connaghan, el conocido "Papá Noel Nacional" por su papel en los grandes desfiles y el programa Toys for Tots, también comentaba que el 18% de los Papás Noel supervivientes están fuera de la industria este año. Los resultados de la página web indican que el 82% se han vacunado.

No, tampoco hay disfraces de Santa. Si bien puede parecer simple tener a un abuelo o cualquier persona con barriga y barba para interpretar el papel de Papá Noel, la escasez de la cadena de suministro también ha limitado la disponibilidad del tradicional disfraz. "Hay muchos artículos necesarios que todavía están en el mar en contenedores. Los mayoristas no han obtenido los productos de China aún y las cosas que deberían haber llegado en agosto están llegando ahora. Las tiendas ya hacen negocio: un disfraz de Papá Noel se ha convertido en una reliquia de lujo.

Escasez de trabajadores. En medio de una escasez de mano de obra mundial, las empresas de todo el mundo están buscando soluciones desesperadas. Casi la mitad de los propietarios de pymes dicen que es cada vez más difícil encontrar personas calificadas en comparación con hace un año, según la mayoría de encuestas. Un fenómeno del que hemos hablado en Magnet y que no tiene precedentes en su escala, también por el misterio de sus orígenes. Nunca ha habido tanta renuencia por parte de personas desempleadas. Faltan tantos trabajadores que incluso las empresas están dejando de castigar  a los empleados por el consumo de drogas recreativas.

Y la realidad es que los sectores de servicios presenciales y minoristas están experimentando una ola aún mayor. Estos roles de bajos salarios, en contacto directo con el público huyen ante la perspectiva de salarios bajos, escasez de personal, largas jornadas y constantes batallas con los clientes. Poco menos de 650.000 trabajadores minoristas renunciaron solo en el mes de abril, según datos del Departamento de Trabajo. Ahora, los principales minoristas están luchando por cubrir los puestos vacantes y les resulta difícil conseguir suficientes trabajadores nuevos y dispuestos en la puerta. Empresas como Target y Best Buy han aumentado los salarios, mientras que McDonald's y Amazon ofrecen bonificaciones de contratación. Aún así, una encuesta realizada por Korn Ferry sugiere que el 94% de los minoristas tienen problemas para cubrir puestos vacíos.

Imagen: Unsplash

Temas
Inicio