$FUCKELON y $STOPELON: la cruzada contra Elon Musk materializada en una criptomoneda

$FUCKELON y $STOPELON: la cruzada contra Elon Musk materializada en una criptomoneda
12 comentarios

Estos días el mundo de las criptomonedas vive una montaña rusa frenética. Hace apenas un mes, el Bitcoin alcanzaba su máximo histórico y este fin de semana registraba su peor caída en meses. Todos estos sucesos vienen encadenados tras el reguero de publicaciones que el CEO de Tesla, Elon Musk, va dejando en Twitter, algo que destaca aún más la volatilidad de un mercado cuyos inversores ya se han acostumbrado a pasar de estar en la cima a bajar al pozo con absoluta normalidad.

A ojos de muchos usuarios este juego que el dueño y señor de Tesla se trae entre manos con el mundo de las criptomonedas es una completa manipulación del mercado. Y los más fieles al Bitcoin ya han emprendido su cruzada contra el magnate. ¿Cómo? $FUCKELON y $STOPELON .

¿Qué ha pasado? El Bitcoin ha caído un 10% este fin de semana, el nivel más bajo en meses, arrastrado por una serie de tuits de Elon Musk que parecían indicar que el empresario estaba de acuerdo con que Tesla se deshiciese de su participación de 1.500 millones en la criptomoneda. Bitcoin ya estaba cayendo el domingo cuando Musk respondió “De hecho” a un tuit de @CryptoWhale sugiriendo que Tesla se pudiera deshacer de sus tenencias restantes de la criptodivisa. Su respuesta creó el caos. La moneda digital más popular del mundo cayó hasta los 42.185 USD, es decir, casi 20.000 dólares por debajo de su récord de abril.

Sin embargo, el CEO de Tesla se ha apresurado de nuevo a su red social favorita a solucionar el engorro y a decir que su compañía de EV estaba libre de pecado: “Para aclarar la especulación, Tesla no ha vendido ningún Bitcoin”, contestaba Musk a un usuario que le acusaba de haber provocado una caída en la moneda del 20% desde que empezó con su troleo.

¿Qué es $STOPELON Y $FUCKELON? Es el resentimiento hacia Elon Musk materializado, o mejor dicho, virtualizado en una criptomoneda. Se trata de dos altcoins diseñadas para frustrar los supuestamente “nefastos” comportamientos de Elon Musk contra Bitcoin y la criptoesfera más amplia. En los últimos días, han ganado tanta popularidad que su capitalización de mercado ha aumentado en millones de dólares en las últimas horas. Basta decir que $FUCKELON se multiplicaba por 86 en tan solo tres días.

¿Cómo funcionan? Tienen un límite de compra/venta de mil millones de monedas y el fondo de liquidez está bloqueado durante 48 días. Hasta el momento se han acuñado 1.000 mil millones de monedas $STOPELON con una tasa de quemado del 40% para actuar como una influencia deflacionaria considerable. Además, el 6% de la tarifa de transacción se revierte a los poseedores de la moneda.

El plan de hacerse con Tesla. Suena algo utópico, sí. Pero $STOPELON es al final parte de un esfuerzo organizado de arrebatarle el control de Tesla a Elon Musk. El plan, recogido en su propia página web, implica cinco pasos distintos y, finalmente, apunta a utilizar la creciente capitalización de mercado de la moneda para comprar acciones de Tesla. Hacen hincapié en que, con suficientes acciones de Tesla, los poseedores de la moneda $STOPELON podrán tomar el control de Tesla. A primera vista, puede parecer viable. Después de todo, Elon Musk solo poseía alrededor del 22% del capital social de Tesla en diciembre.

¿O utópico? Sin embargo, el verdadero obstáculo radica en las disposiciones de votación por supermayoría en los estatutos de Tesla. Básicamente, estas disposiciones requieren el voto de al menos una mayoría de dos tercios de los accionistas para implementar cambios importantes, como fusiones, adquisiciones o cambios en la compensación del directorio. Esto significa que el proyecto $STOPELON tendría que obtener el apoyo de alrededor del 80% de los accionistas de Tesla para implementar su golpe, que permanece dentro del ámbito de lo imposible. No obstante, es una buena manera de visualizar hasta qué punto está llegando toda esta polémica.

Un enfrentamiento constante. En el corazón de $STOPELON y otras monedas similares está el deseo de ridiculizar las últimas actuaciones de Musk. Como cuando señalaba hace unos días el creciente consumo de energía de Bitcoin y el consiguiente impacto negativo en el medio ambiente como factor decisivo. El mundo criptográfico en general se lanzó a rechazar estas afirmaciones dado que una gran proporción de la minería de Bitcoin utiliza energía renovable y que la industria bancaria y financiera global usa energía de magnitudes mucho más altas. Algunos incluso señalaron el hecho de que los vehículos eléctricos de Tesla se cargan con electricidad generada por combustibles fósiles.

Al final, $STOPELON O $FUCKELON parecen ser más una reacción contra lo que mucha gente cree que es un intento descarado del magnate de manipular los precios de las criptomonedas para generar ganancias descomunales. Después de todo, Musk hizo algo similar con Dogecoin (DOGE) recientemente, una criptomoneda que ha subido más del 19.000% desde que Musk la respalda. Sin embargo, la jugada del empresario de este fin de semana también ha arrastrado al pozo a las demás criptomonedas, incluida Dogecoin. Independientemente del resultado de esta pelea, las cosas parecen estar llegando a un punto de ebullición sin retorno.

Newsletter de Magnet

Suscríbete para recibir cada día las últimas noticias y las novedades más importantes para entender y disfrutar el mundo.
Temas
Inicio