Mercadona subirá un 5% el sueldo a sus empleados. No porque quiera, sino por convenio laboral

Mercadona subirá un 5% el sueldo a sus empleados. No porque quiera, sino por convenio laboral
18 comentarios

Un titular recorre hoy los medios de comunicación españoles: Mercadona subirá un 5% el sueldo a sus empleados. En un año aún marcado por la pandemia y por los rigores económicos, la noticia es a un tiempo positiva y laudatoria para el gigante. La empresa de Juan Roig, una de las más populares del país, siempre se ha caracterizado por una política comunicativa discreta en la que sus buenas condiciones relucen.

En esta ocasión hay menos de voluntariedad y mucho de obligación.

La clave. El secreto de la subida salarial no reside en la generosidad de Mercadona sino en el convenio empresarial bajo el que se recogen las condiciones de sus trabajadores. El 5% corresponde únicamente a la actualización por IPC, por inflación, fijado en el convenio. Es decir, Mercadona no tenía otra opción. No es tanto un gesto de buena voluntad por parte de la compañía como un triunfo de la negociación colectiva, fruto de una inflación que, como hemos visto, camina al alza.

La explicación. Queda recogida en el artículo 21 del "Convenio colectivo del Grupo de empresas Mercadona y Forns Valencians Forva", publicado el 18 de febrero de 2019 en el Boletín Oficial del Estado. Es claro:

El Salario Base de los Grupos Profesionales, se verá incrementado durante la vigencia del presente Convenio según el IPC, tomando como referencia la Tasa anual del IPC general del mes de diciembre publicado por el INE. Dicho incremento no podrá ser absorbible ni compensable por otros complementos salariales.

Sólo cabía una excepción a esta obligación. Prosigue el texto: "No se procederá al incremento mencionado en el párrafo anterior en los años en que la empresa no haya conseguido el ratio (beneficio neto dividido entre la cifra de ventas) de al menos, el 1,5 por 100 sobre la cifra de ventas. De darse esta circunstancia, la empresa lo comunicará a la Comisión Mixta, entregando la cuenta de pérdidas y ganancias". No se da el caso. A Mercadona le ha vuelto a ir muy bien en 2021.

El relato. Las noticias relativas a la subida salarial se han centrado más en el sujeto empresarial que en el convenio. "Mercadona duplica las subidas salariales de sus rivales para hacer frente a la inflación", titula El Mundo. "Mercadona se va a convertir en la primera gran compañía del país que toma medidas para evitar la pérdida de poder adquisitivo de sus trabajadores", explica Onda Cero. "Mercadona, como hace y ha hecho siempre, va a incrementar el sueldo de sus trabajadores conforme al IPC", añade un portavoz de la empresa en Europa Press, resaltando su carácter de "empresa socialmente responsable".

Punto medio. ¿Ningún mérito que atribuir a Mercadona? No exactamente. La empresa es firmante del convenio, por lo que la subida automática en base al IPC entra dentro de sus previsiones y de las condiciones que acepta. Los convenios, eso sí, suelen ser interpretados más como un triunfo de los representantes sindicales y de los trabajadores que de la buena voluntad de las compañías. Son casi siempre fruto de arduas negociaciones y juegos de suma cero (también en el caso de Mercadona).

Al alza. Como hemos visto, España cerrará el curso con una inflación superior al 5%, un registro inédito en las últimas tres décadas. Tras años de dinámicas deflacionarias, todo se está poniendo más caro que nunca. Es en estas ocasiones cuando la utilidad de los convenios sectoriales reluce, dado que la mayoría implementan actualizaciones al IPC. A corto plazo es improbable que la dinámica se detenga. Europa y Estados Unidos están sumergidos en procesos alcistas similares.

Imagen: Juan Medina/GTRES

Temas
Inicio