Compartir
Publicidad
¿Qué rutas podrían utilizar los refugiados ahora que los Balcanes están cerrados?
En diez minutos

¿Qué rutas podrían utilizar los refugiados ahora que los Balcanes están cerrados?

Publicidad
Publicidad

La ruta de los Balcanes Occidentales, el principal corredor utilizado por los refugiados de Oriente Medio para llegar a los países de la Unión Europea, es historia. Desde hace meses, Macedonia cuenta con el apoyo de otros socios para mantener sus fronteras con Grecia en permanente cierre, impidiendo que miles de refugiados, como los acampados en Idomeni, salgan del país heleno. Desde antes incluso del verano pasado, el paso entre Grecia, Macedonia y Serbia había sido la ruta más frecuentada y rápida para acceder al continente. ¿Implica su defunción el fin del flujo de refugiados hacia Europa? No.

El acuerdo entre la Unión Europea y Turquía aspira, por otro lado, a poner orden allí donde no lo había, habilitando un programa de asilo exclusivo para refugiados sirios. No habrá devoluciones masivas, como se temió en primer lugar, pero pese a que cada caso será individual y examinado de forma particular, las líneas de lo pactado entre la UE y Turquía implican que cada refugiado que pise Grecia sea reasentado en Turquía. El objetivo es hacer de Grecia un destino menos atractivo. Pero al ceñirse a Grecia, abre la puerta a otras vías.

Refugiados 0007 Ruta1 La ruta utilizada hasta ahora. Cerrada.

De modo que la posibilidad de que nuevas rutas se abran hacia el corazón de Europa es más que latente, y aunque existe un alto grado supositorio, tanto los medios internacionales como los gobiernos europeos, especialmente los implicados, trabajan ya con varias hipótesis. Son caminos más largos, mucho más peligrosos y mucho más inciertos, pero todo apunta a que los refugiados optarán por ellas, como ya habían hecho hasta ahora en menor medida. ¿Cuáles son exactamente esas rutas a las que se enfrentan?

1. El Mediterráneo central

Refugiados 0006 Ruta2

O lo que es lo mismo, Libia. El país se encuentra sumido en un caos bélico permanente (facción de ISIS incluida), y por eso mismo es un destino atractivo para los traficantes e intermediarios. Además, es una ruta testada con anterioridad por otros refugiados y migrantes, pese a su gran peligrosidad: más de 600 kilómetros separan la capital libia de Sicilia, la isla europea más cercana. Italia ya se ha enfrentado a oleadas semejantes, con un balance de muertes altísimo. Pero, como explican en esta investigación de The Conversation, el volumen de refugiados llegando a Libia ha crecido tras el cierre de la ruta de los Balcanes.

2. El Mediterráneo occidental

Refugiados 0005 Ruta3

Más sencilla, pero también más larga. Es incierto hasta qué punto los refugiados sirios o iraquíes viajarán hasta Marruecos para pisar Ceuta y Melilla, o cruzar el estrecho de Gibraltar, pero algunos lo han hecho en el pasado. La ruta es demasiado larga, pero es cierto que el acuerdo entre Turquía y la UE causó preocupación entre el gobierno ante la posibilidad de que España apareciera, ahora, como un destino plausible para los refugiados. Al igual que el italiano, el ejecutivo español se ha enfrentado a situaciones parecidas en el pasado. Colabora con el marroquí para dar cierta estabilidad a los puntos fronterizos.

3. Albania: primera posibilidad

Refugiados 0003 Ruta5

Volvamos a Grecia. Decenas de miles de personas se encuentran atrapadas en el país heleno, cuyos recursos para mantener y dar cobijo adecuado para todos ellos son muy limitados. Cerrada la frontera con Macedonia, ¿qué posibilidades tienen todos esos refugiados? Pocas, pero una de ellas, peligrosa y muy complicada, es la ruta albanesa. Cruzar la compleja orografía del país por puntos no oficiales y, desde ahí, tratar de hacer lo que hicieron los refugiados albaneses a principios de los noventa: cruzar el Adriático y llegar a Italia (la península de Puglia, el tacón de la bota, está a un puñado de kilómetros).

4. Albania: segunda posibilidad

Refugiados 0004 Ruta4

Sobrepasada la frontera entre Grecia y Albania (no es una hipótesis remota: su carácter montañoso hace que sea muy complicada sellarla), los refugiados no tienen por qué optar necesariamente por un peligroso viaje en barca a través del Adriático. Tienen una segunda posibilidad: remontar el país hasta el norte, cruzar Montenegro, cruzar Bosnia y llegar a Croacia. Desde allí, ya territorio Unión Europea, podrían intentar solicitar asilo en Alemania u otros países. Ni Montenegro, ni Bosnia, ni Albania tendrían incentivos, de llegar a ese punto, para impedirles el viaje (y arriesgarse a una situación como la que vive Grecia).

5. El mar Negro: la vía corta

Refugiados 0002 Ruta6

El cierre de la ruta de los Balcanes occidentales abre la vía búlgara. Hasta ahora, eran pocos los refugiados que se arriesgaban a cruzar el mar para llegar a otro país que no fuese Grecia, pero desde Turquía también tienen la posibilidad de llegar a Bulgaria, donde no se aplican los términos del acuerdo (la vía terrestre está cerrada). Es un viaje corto, comparado con las otras alternativas, pero con pocas posibilidades: la ruta terrestre hacia Alemania está bloqueada por Hungría, único socio europeo con el que tiene frontera Rumanía. Podrían solicitar asilo o cruzar a Serbia, y no ser devueltos a Turquía.

6. El mar Negro: la vía larga

Refugiados 0001 Ruta7

Bulgaria es un destino poco atractivo para los refugiados, de modo que otra de las vías posibles a través del mar Negro es Ucrania. El viaje es mucho más largo y peligroso, porque implica cruzar de sur a norte las aguas del mar Negro, pero abre varias opciones una vez se ponga pie en Ucrania. La principal: cruzar la frontera con Polonia por el norte del país y, a partir de ahí, llegar hasta Alemania o los países escandinavos. Ucrania tiene su propia crisis de refugiados interna, bastante olvidada, y podría desentenderse de una nueva.

7. La ruta del Ártico

Refugiados 0000 Ruta8

Más compleja por motivos logísticos y financieros, la ruta del Ártico es una posibilidad aún más larga y rocambolesca que las anteriores. Es una certidumbre, sin embargo, que ha sido empleada por algunos refugiados para poner pie en Europa. Consiste en llegar a Líbano, tomar un avión en Beirut, aterrizar en Moscú, coger un tren dirección las regiones árticas, bajarse en Murmansk y, desde ahí, cruzar la frontera con Noruega en bicicleta. No pisa territorio UE y es incierto hasta qué punto los refugiados pueden permitirse tal desplazamiento, pero no es una ruta imposible (aunque sí difícil: Noruega puede rechazarlos).

El mapa al completo

Refugiados 0008 General


Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio