Compartir
Publicidad

Violencia sexual en España: al menos 1,7 millones de mujeres han sufrido una agresión a lo largo de su vida

Violencia sexual en España: al menos 1,7 millones de mujeres han sufrido una agresión a lo largo de su vida
150 Comentarios
Publicidad
Publicidad

El asesinato e intento de violación de Laura Luelmo ha consternado una vez más a la opinión pública española. Como sucede con tantos otros crímenes, unos alzan la voz de alarma mientras otros intentan minimizar esta realidad. Del "nos pasa a todas" al "sólo hay un 0.000013% de probabilidades de que te violen esta noche". He aquí algunas de las cifras que nos servirán para contextualizar y entender la dimensión de la violencia contra las mujeres.

Feminicidios: entre un 30 y un 40% de las mujeres asesinadas al año

Haciendo la media de los últimos once años, en España tienen lugar 65 asesinatos anuales por violencia de género. Este recuento sólo incluye los asesinatos que vienen por relación de pareja o ex pareja, y Diana Quer o Laura Luelmo no engrosan esta lista.

El ratio es de los más bajos de Europa, de esa mitad de Europa que categoriza los asesinatos por violencia machista. Pero como señala el Instituto Europeo por la Igualdad de Género, hay diferencias sobre lo que constituye un feminicidio, lo que no permite aún una comparación objetiva.

Snip 20181219141900 España se está volviendo un país mucho más seguro, pero las víctimas de violencia machista no caen en la misma proporción. Elaboración de El País.

España, como Europa, se está convirtiendo cada vez en una zona más segura. Hay la mitad de asesinatos y homicidios que con respecto a los años 80. Pero en términos absolutos, los homicidios intencionales sólo están decreciendo en el caso de las víctimas masculinas, las mujeres mueren en la misma proporción.

Según el primer informe nacional sobre el homicidio en España realizado ahora por el Ministerio del Interior, el 91% de asesinatos que se cometen en España son perpetrados por hombres. Del 100% de asesinados, el 7% son hombres muertos a manos de mujeres.

Snip 20181219140036 Un 10.4% del total de mujeres dice haber sufrido algún tipo de violencia física dentro del ámbito de la pareja o ex pareja. Fuente: Macroencuesta de la violencia contra la mujer del MSSSI. Muestra representativa de 10.171 mujeres.

No todos los asesinatos de mujeres contabilizan como violencia de género, pero esta particularidad que afecta a la mujer se da entre un 30 y un 40% de las muertes violentas de mujeres anuales. Es decir, que mientras en 2015 fueron asesinadas 122 mujeres y 181 hombres, ese año contaron como víctimas de violencia de género 57. Frente a esto, la mayoría de hombres asesinados, uno de cada tres, lo hace por reyertas.

Persistencia de la violencia sexual contra la mujer

Si echamos mano de las estadísticas oficiales, la probabilidad de que a una mujer en concreto la violen en España una noche es baja, pero decir algo así puede llevar a la creencia de es un tipo de agresión excepcional y de que hay entre las mujeres un alarmismo desmedido hacia los hombres.

Snip 20181219140720 Un 13.3% de las mujeres dicen haber sufrido violencia sexual por alguna de sus ex parejas. Fuente: Macroencuesta de la violencia contra la mujer del MSSSI. Muestra representativa de 10.171 mujeres.

En España, la Macroencuesta 2015 elaborada por la Delegación de Gobierno para la Violencia de Género incluyó por primera vez en el cuestionario preguntas sobre violencia sexual. Según sus resultados:

  • El 7,2% de las residentes en España han sufrido alguna agresión sexual por personas ajenas a su pareja o ex pareja alguna vez en su vida.

  • Del total de mujeres de 16 o más años que ha tenido en su vida una o más parejas, el 13,3% afirma haber sufrido violencia sexual por parte de alguna de ellas.

Snip 20181219140436 Un 7.2% de las mujeres dice haber sufrido algún tipo de violencia sexual fuera del ámbito de la pareja o ex pareja. Fuente: Macroencuesta de la violencia contra la mujer del MSSSI. Muestra representativa de 10.171 mujeres.

Como en tantos otros países, no se ha contemplado de momento en España un estudio de la violencia sexual sufrida por los hombres. Podemos hacer otra cosa: si nos valemos de los datos de agresiones sexuales denunciadas en 2014 que recopila el Instituto de la Mujer, el 9.6% de las víctimas de violencia sexual fueron hombres y el 90.4% fueron mujeres. El 97% del total de los agresores fueron hombres.

Es decir, por un lado, comparamos la macroencuesta que preguntaba a las mujeres con los datos oficiales del número de personas que denuncian una agresión sexual en firme, sabemos que se denuncian muchísimas menos que las que se cometen realmente. La vergüenza, la culpabilidad, la transigencia con estos hechos hace que, mientras en los últimos ocho años la policía sólo cuenta con 75.000 denuncias por agresión o abuso, estadísticamente más de 1.7 millones de españolas dice haber sufrido alguna vez una agresión o abuso.

Aún no hemos sido capaces de dimensionar bien este problema.

Ayudando a la visibilización y perdiendo el tabú sobre este tema también podremos ayudar a comprender mejor el número de víctimas masculinas de este tipo de delitos, ya que, a la culpa que sienten las mujeres por este tipo de ataques, a los hombres se les añade también la vergüenza por la pérdida de virilidad. Es de suponer que hay más que 92 violaciones de hombres al año en España.

Y la tendencia a denunciar cada vez más estos delitos parece que aumenta, ya que, aunque el país se va haciendo cada vez más seguro y hay menos crímenes violentos, entre 2016 y 2017 creció en más de un 10% el número de denuncias por violación. A mayor concienciación y mejores condiciones políticas para denunciar, más crecen el número de denuncias por violencia machista, como ocurre en Dinamarca, Finlandia o Suecia.

Yendo al marco global, según el primer estudio sistemático de la OMS con datos mundiales sobre la prevalencia de la violencia contra las mujeres (ejercida tanto por la pareja como por otras personas), cerca del 35% de todas las mujeres experimentarán hechos de violencia ya sea en la pareja o fuera de ella en algún momento de sus vidas.

Todas estas cifras arrojan una realidad estructural: en el caso de los asesinatos, los hombres asesinan mucho más que las mujeres y muchas mujeres mueren por el mero hecho de serlo. La violencia sexual, además, es patrimonio casi exclusivo del hombre, y quienes lo sufren en mucha mayor proporción son las mujeres.

En general, y aunque tanto hombres como mujeres somos víctimas (el 62% de los homicidios son de hombres a manos de hombres), sólo los hombres ostentan casi en exclusiva el patrimonio de la violencia. Es decir, que hay un género que muestra mucha más compulsión a la violencia que el otro. Ocurre así en todo el mundo.

Contra la realidad de la violencia machista del mundo en el que vivimos no caben especulaciones. Pero sí son muy necesarios más recursos, más libertad de expresión y menos miedo para conocer la verdadera magnitud del problema.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio