Compartir
Publicidad

Conozcan a Colin Furze, el gran inventor loco del siglo XXI

Conozcan a Colin Furze, el gran inventor loco del siglo XXI
2 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Sí, nuestra generación necesita un inventor, y entre más loco mejor, esto quiere decir que no se detenga ante nada, donde su ingenio y capacidad de crear cosas sean la base para traer al mundo objetos reales que sólo estaban presentes en cómics o películas, algo nada sencillo para cualquier persona, pero en este caso no estamos ante cualquiera persona, sino de un verdadero inventor en nuestros tiempos, el gran Colin Furze.

Colin Furze es un Youtuber que ha ido ganando fama en todo el mundo gracias a sus fantásticos inventos que van desde una moto voladora, las garras de Wolverine, propulsores para coches, hasta armas que disparan termita y mucho, mucho más. Cada vídeo es una magnífica demostración de capacidades, creatividad, así como tiempo y paciencia invertidos en cada creación, virtudes que le han ganado el apodo del "Genio loco"

De fontanero a estrella de YouTube

Colin Furze nació en 1979 en Stamford Lincolnshire, Gran Bretaña, y desde niño tuvo esa curiosidad por conocer el funcionamiento de diversos objetos, para así modificar ciertas características y crear algo totalmente distinto, o bien, mezclando funciones para tener inventos que sólo estaban presentes en sueños.

A los 16 años decidió abandonar el colegio y empezar a trabajar como fontanero, trabajo que desempeñó por varios años hasta que la cadena Sky1 lo contrató para que colaborará en un segmento del programa Gadget Geeks, donde mostraba sus conocimientos en plomería combinada con algo de la ingeniería que había aprendido durante sus años de trabajo.

Mientras colaboraba en Gadget Geeks, Colin abría su canal en YouTube donde subía segmentos del programa así como experimentos que hacía por su cuenta junto a sus amigos, aquí todavía no llegaban los inventos, sino que era una especie de época experimentación, donde conocimos qué pasaba al entrar a un auto-lavado en un coche sin ventanas, o montar un scooter sobre una rampa de skate.

Para 2010 decide darle un giro a su canal haciendo experimentos en la cochera de su casa, mostrando todo el proceso en vídeo usando objetos comunes, sin grandes presupuestos, patrocinios o colaboraciones, sólo era Colin jugando al inventor. Esto provocó que su primer vídeo, una silla de movilidad eléctrica equipada con un sistema de propulsión que la hizo alcanzar los 112 km/h sobre nieve, fuera un completo éxito, además de que esta silla sirvió para otros experimentos, ya que le puso lanzallamas y otras mejoras.

Después de este vídeo es cuando decide dejar Gadget Geeks y emprender su carrera como inventor de tiempo completo en YouTube, donde empiezan a surgir ideas descabelladas, las que por supuesto no funcionaban a la primera e incluso le provocaron accidentes, esguinces y desgarramiento de tendones, e incluso problemas con la ley cuando decidió crear un arma que lanzaba fuego.

Desde entonces hemos visto como ha conseguido tres récords Guinness, uno al crear la columna de fuego más grande del mundo; el segundo al fabricar la motocicleta más larga del mundo y el tercero gracias al scooter motorizado.

Cada vídeo ha ido creciendo en dificultad, porque ya no son sólo experimentos, ahora son inventos basados en objetos creados a partir de la imaginación, donde lo más importante es que la forma de narrar las cosas es divertida, y no porque él lo haga así, sino porque de verdad Colin se está divirtiendo en cada invento, además de que cada vídeo llega acompañado de su explicación técnica donde vemos cómo se realizó todo y qué objetos se utilizaron, algo ideal para quien quiera arrancar el proyecto por su cuenta.

Esto ha provocado que al día de hoy reciba solicitudes para crear cosas que el envía la gente, así como patrocinios de marcas que usan a Colin para promocionar eventos o productos, como cuando creo un gancho para escalar muros basado en el videojuego Assassin's Creed: Syndicate.

Dejando de lado la parte obvia de Colin, estamos ante una mente inquieta, para la que no existen limites y que ha llegado hasta donde está gracias a empeño y dedicación, siendo hoy un ejemplo dentro de la gran comunidad maker, ya que sus inventos no son imposibles, todos son realizables por cualquier persona, sólo se necesita ingenio, paciencia y creatividad.

Las garras automáticas de Wolverine

Las botas de Magneto

Lanzallamas de Pyro

Una moto voladora

Cómo crear un bunker en el jardín de tu casa

Assassin's Creed en la vida real

La cama que te expulsa cada mañana

El Jet-Kart

Traje de seguridad para estar dentro de fuegos artificiales

Cake O Matic

El cochecito para bebés más rápido del mundo

La turbo-barbacoa

La bicicleta con ruedas de hielo

La mejor forma de quitar la decoración de Navidad

La bici-jet

El lanzador de termita

Más información | Colin Furze
En Magnet | Conozcan a Simone Giertz, la maravillosa inventora de robots totalmente inservibles

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio