Compartir
Publicidad

Greatest hits de la campaña electoral catalana: del Coleta Morada a Iceta

Greatest hits de la campaña electoral catalana: del Coleta Morada a Iceta
3 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Se acaba por fin la campaña electoral catalana, una de las más agrias, polémicas y tensas de los últimos años. Sobraban los motivos: está en juego frenar de forma parcial el proceso independentista o impulsarlo de forma quizá definitiva. Dada la natural tendencia de nuestros políticos a ofrecernos grandes momentos durante el periodo electoral (recordemos las municipales), era de esperar que la cuenta de greatest hits con motivo del 27-S fuera larguísima. Y así ha sido.

Aquí hemos recopilado algunos de los hitos de una campaña histórica.

Coleta Morada y Pequeño Pujol

Pablo Iglesias no es un hombre acostumbrado a la ortodoxia en sus mítenes. Le hemos visto recitando a ritmo de Hip Hop o tarareando canciones, y gracias a la campaña electoral catalana, también le hemos visto entrando en el terreno de la comedia. Con el objetivo de imitar a Artur Mas (en un momento en el que no usó artículos), Iglesias comenzó a despacharse en los siguientes términos:

Coleta morada no entender pequeño Pujol fumar puro con gran jefe plasma. Coleta morada mandar señales de humo a pequeño Pujol. Coleta morada no entender pequeño Pujol votar reforma laboral con gran jefe plasma. Coleta morada no entender pequeño Pujol votar amnistía fiscal con gran jefe plasma. Pequeño Pujol y gran jefe plasma fumarse gran puro. Pequeño Pujol hablar con lengua de serpiente. Coleta morada no fumar la pipa de la paz con tú, por Manitú.

Sí, eso es Iglesias hablando en indio. Él es Coleta Morada y Artur Mas, pequeño Pujol. El vídeo no tiene desperdicio. No tanto por él como la pobre intérprete de lenguaje de signos:

Lejos de renegar de ello, Catalunya Sí que es Pot y Podemos han utilizado la metáfora con cierta diligencia en las redes sociales. Echenique rizó el rizo, y reconocemos que tuvo un sentido del humor muy agudo y saludable cuando decidió autodenominarse "Echenique Sentado":

Albert Rivera ("Pájaro Naranja", para continuar la chanza) también se sumó al juego:

Las banderas del Ayuntamiento de Barcelona

¡Flag fight! Ayuntamiento de Barcelona, ayer: todos los ediles, junto al President de la Generalitat, Artur Mas, salen al balcón a saludar a sus conciudadanos en un acto institucional con motivo de la Fiesta de la Mercè. Alfred Bosch, de Esquerra Republicana, despliega una bandera estelada, símbolo no oficial del independentismo. Tras él, Alberto Fernández, del PP, trata de hacer lo propio (de forma improvisada) con una española. Entre tanto, el mundo mira espantado.

No todo el mundo. La actitud que más llamó la atención en las redes sociales fue la de Gerardo Pisarello, edil de Barcelona en Comú. Mientras se mostró impasible ante el despliegue de la estelada, trato de impedir el de la española (al principio y al final, agarrando la bandera). Entre tanto, vítores a la primera, algunos abucheos a la segunda y la sensación de que aquello era una guardería.

No faltaron memes:

Los informes del Apocalipsis

Si algo ha caracterizado a la esfera mediática durante las dos últimas semanas es la sucesión indefinida de informes del Apocalipsis a un lado y otro del espectro nacional. Especialmente del unionista: los riesgos de la independencia han sido difundidos y repetidos de forma constante. Entre otros grandes hitos, nos causó especial fascinación aquel que auguraba una Cataluña independiente incapacitada para llamar por teléfono. Europa Press le dio cancha.

Captura

No se habían leído el informe, que no decía nada de eso, sino que se refería a los problemas derivados de la independencia a la hora de armonizar prefijos entre los dos nuevos estados. Pero la lucha con la realidad, como bien saben Marca y As, es algo que siempre merece la pena acometer. Sus portadas clamando al unísono por la ruina del fútbol español (drama) en caso de que la Federación de Cataluña se marche del país son ya antología de la campaña.

Imagen 4
Imagen 6

El spot de la(s) CUP

Mientras el resto de los españoles aún tratamos de decidir si nos referimos a la o las CUP, ellos se han marcado el que posiblemente sea el mejor spot electoral de la campaña. Al margen de filias y fobias ideológicas, es indudable que la idea que propulsa al vídeo es inmejorable: buen humor, capacidad de reírse de uno mismo, un simbolismo muy cuidado y ¡siete minutos! de duración que, pese a espantar al votante medio, se pasan en un suspiro.

En el extremo contrario, el spot de Junts pel Sí, diseccionado sin misericordia aquí.

Meritxell Genao y "la gilipollas"

Meritxell Genao, candidata de Catalunya Sí que es Pot por la provincia de Lleida tuvo un momento muy Kaka De Luxe durante uno de sus mítines electorales. Mientras soltaba su discurso, una asistente gritó a lo lejos: "¡Meritxell, tú eres nuestra gente!", en alusión al "esta es nuestra gente y somos imparables" de la candidata. Pues bien, Genao no debió entender demasiado bien qué le dijo su simpatizante (o sí, y se la sudaba todo muchísimo) y reaccionó llamándola "gilipollas".

Lo hizo a micrófono abierto, al más puro estilo Esperanza Aguirre.

Albiol asustando niñas

De forma bastante sorprendente, Xavier García Albiol, candidato popular conocido por sus tendencias xenófobas durante su estancia como alcalde de Badalona, ha pasado muy desapercibido en esta campaña electoral (el capital político unionista lo encabezan otros). Sin embargo, nos ha regalado una de las mejores fotos hasta la fecha. Un clásico: político hace llorar a niño.

Cualquiera que haya pasado en Internet más de dos semanas habrá pensado de forma automática en aquella niña que huía con el bote de caramelos en la mano. Y por supuesto, hay montaje.

La entrevista a Romeva en la BBC

Raül Romeva, cabeza de lista de Junts pel Sí, la lista que con casi toda probabilidad va a ganar las elecciones del domingo, decidió acudir al programa Hardtalk de la BBC para internacionalizar el mensaje independentista. Allí se topó con Stephen Sackur, acostumbrado a no hacer sus prisioneros en sus entrevistas. Con una muy británica flema, Sackur fue deshaciendo pedazo a pedazo a Romeva, que trató de defenderse lo mejor que pudo de sus incisivas preguntas. Al día siguiente, todos los contrarios a la independencia compartían el vídeo de forma viral.

Mariano Rajoy "¿y la europea qué?"

No sólo el independentismo ha tendido a hacer el ridículo en las entrevistas. El Presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha culminado su propia novela-río personal en la materia. Lo hizo de forma muy notoria ante Carlos Alsina, en Onda Cero. Allí vimos a un Rajoy visiblemente confundido preguntarle al periodista cuestiones legales sobre la nacionalidad. Como dicen nuestras actuales leyes, los catalanes sí retendrían su nacionalidad española (al menos durante un tiempo) si la independencia fuera reconocida. Y también la europea, ya que va de la mano.

Sin embargo, Rajoy quedó en fuera de juego. Su desorientada pregunta final ("¿y la europea qué?") se ha convertido en leitmotiv independentista durante la campaña. Junts pel Sí lo ha bautizado como el mejor spot electoral que jamás podrían haber diseñado. No les falta razón.

No faltó tiempo para encontrar símiles.

Mariano Rajoy y los platos y los vasos

El hombre de la tautología permanente aún tuvo a bien regalarnos, tras la soberbia demostración retórica anterior, otra gran frase durante la campaña: "Está muy claro: un vaso es un vaso y un plato es un plato". Rajoy, pobre, se refería a la permanencia o no de Cataluña en la Unión Europea ("los tratados son muy claros"). Qué mejor modo de ilustrar algo que empleando metáforas sólo un escalón por debajo de Barrio Sésamo. Nadie podrá acusarle de no decir la verdad.

Y por supuesto, Iceta lo peta

Estrella absoluta de la hiperrealidad que ha rodeado y sigue rodeando a la campaña electoral, hemos descubierto en Iceta una estrella mediática en ciernes. Lo ha petado, sin más. Desde que le viéramos bailando 'Don't Stop Me Now' de Queen en un mítin electoral (y de la mano de Pedro Sánchez), Iceta ha estallado como quizá no una bestia parlamentaria, pero sí de las discotecas. Su forma de bailar, burda y desenfadada sin dar la más mínima importancia a lo que los demás piensen de él, nos representa a todos los hombres del universo. Es un icono mundial y atemporal.

Y también un remix perpetuo. El más célebre, sin duda, el que utiliza 'La Gozadera' de fondo para poner a Iceta al siguiente nivel: el de la deidad.

Además, ha servido para ofrecernos uno de los mejores soliloquios de humor que hemos visto recientemente. El autor de la obra maestra de arriba (y de la que sigue abajo) es llimo.

Romeva también lo intentó... pero lo hacía demasiado, demasiado bien.

El secreto de Iceta, como demuestra en este vídeo de El Intermedio, es que disfruta de verdad liberando tensiones al ritmo de la música. Reivindica, de hecho, que más políticos se sumen a su movimiento y lo incorpora a su ideario moral. El PSC se ha aprovechado de ello tratando de crear en Iceta un político #guay tirando del hashtag #IcetaLoPeta. Cuesta no darles la razón. Iceta es lo más.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio