Compartir
Publicidad

Los 9 sketches de Faemino y Cansado que tienes que ver si quieres entender toda su inmortal genialidad cómica

Los 9 sketches de Faemino y Cansado que tienes que ver si quieres entender toda su inmortal genialidad cómica
7 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Se forjaron en los 80 en el madrileño parque del Retiro, donde también dieron sus primeros pasos otros humoristas como Pedro Reyes o Pablo Carbonell. Carlos Faemino y Javier Cansado hacían un humor blanco y surrealista cargado de juegos de palabras y dobles sentidos. Mezclaban alta y baja cultura en unos diálogos milimétricamente ejecutados, llenos de detalles que enriquecían una puesta en escena inimitable, dando rienda suelta a un lenguaje verbal y corporal castizo a más no poder. Y lograron introducir a los cómicos españoles en los teatros, cuando tradicionalmente su trabajo se exhibía únicamente en las salas de fiestas.

Son muchos los puntos de excelencia por los que su obra debería pasar al Olimpo de la comedia, como mínimo de la española. Dos humoristas que ya tienen su hueco ganado en el corazón de todos los que han disfrutado de sus sketches. Por suerte, sus espectadores podrán ahora ser muchos más, ya que RTVE ha puesto disponible en la web y de forma gratuita varios episodios de El orgullo del tercer mundo.

La mayoría de rutinas popularizadas en Youtube que podemos ver de estos tipejos mal vestidos proviene de este clásico de la comedia nacional, su obra magna. RTVE tiene de momento cinco de 16 episodios colgados, pero han prometido que lo ampliarán hasta completar la serie. Este programa fue emitido entre 1993 y 1994, y supuso la consagración del dúo madrileño ante el público mayoritario. No fue este programa primera intervención televisiva, y el dúo tampoco tuvo jamás unas espectaculares cotas de audiencia.

Su clamor se lo han ganado con el tiempo, el peso de la historia les ha revelado como un en esencial de nuestra historia. En sus locuaces y mordientes intervenciones se veía la herencia de Gila, y años más tarde tomarían el testigo otros, como los absurdos Chanantes. Los años han demostrado que todos leemos a Kierkegaard.

Es hora de que nos paremos a disfrutar de algunos de los mejores momentos de Arroyito y Pozuelón. Aviso: sus videos no están remasterizados. Vamos, que están a 240p y con suerte. Pero da absolutamente igual: su carisma, su conexión con el público y su sublime universo propio hacen que merezca la pena pasar por estas borrosas imágenes.

El budista

Media hora que es un paseo por todo lo mejor que el dúo sabe hacer retorciendo el lenguaje y la lógica.

Manuel Campo Vidal

Y Pepe Navarro. En el ascensor. Antenaaaaaa treees.

El clásico chiste del águila

¡Piscinero! ¡Procurador!

Invertir mil millones

Lo típico que vas al dentista y te encuentras 11.000 millones.

El señor productor

En esta ocasión le tocaba a un bussinesman descubrir que Hitchcock no ha aceptado su propuesta de banda sonora para Psicosis.

Faemino y Cansado en el Museo del Prado

Se adentran en la mayor pinacoteca de España y de paso te explican el proceso creativo que condujo a la creación del Guernica.

La óptica

O cuando el clown se hizo gruñidos.

El gran mimón

O las posibilidades subversivas del humor de mimos.

Aviones de cercanías

El proyecto empresarial de Faemino y Cansado que podría perfectamente aplicar el Gobierno de España.

En totá, que todos los chistes de Faemino y Cansado son buenos, en verdad.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio