Compartir
Publicidad

17 grandísimas canciones en español que nos deja 2017

17 grandísimas canciones en español que nos deja 2017
25 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Un día queda para despedir 2017. Es tiempo de reflexiones, de miradas hacia atrás y de recopilatorios que evalúen con justicia qué ha sido de nosotros, individual y colectivamente, en un año, una vez más, tan extraño. Así que, ¿qué podemos decir de la música hispanoamericana?

Pese al cliché, un montón de cosas buenas. 2017 ha vuelto a ser un año repleto de grandes canciones, de discos estupendos y de artistas, consagrados o por consagrar, en plenitud de sus virtudes. Experimentaciones con el flamenco mediante, reconstrucciones maravillosas del cancionero mexicano y latinoamericano, fusiones de música mediterránea y de baile, la perpetua revitalización de los géneros andinos y un largo etcétera. Ha sido un gran año.

Y como tal, qué mejor modo de repasarlo de forma eterna que a través de sus canciones más destacadas. Una breve playlist de diecisiete canciones que capturan el estado de la música hispanoamericana aquí y ahora. Un año en el que diversos géneros, especialmente los dedicados a la música urbana, han alcanzado el punto de madurez perfecto, y en el que otros, más aposentados, han seguido evolucionando. Con grandes canciones.

Escucha la playlist en Spotify.

1. Natalia Lafourcade - Soy lo prohibido

Tras años de vaivenes, Natalia Lafourcade parece haber encontrado su sitio definitivo: el cancionero clásico latinoaméricano. Su último disco es un homenaje al folclore de hispanoamérica y un ejemplo de buen gusto y exquisitez como pocos este año. La mejor muestra quizá sea la sentida y muy elegante 'Soy lo prohibido', donde brilla con una fuerza cegadora.

2. Afrojuice 195 - Pogba

Cuatro chavales de Fuenlabrada, Madrid, hijos de padres inmigrantes y volcados en la fusión del trap americano y del coupé-decalé: Afroujuice 195. A sus extravagantes pintas repletas de crocs, calcetines por la espinilla y camisetas de equipos de fútbol hay que sumar una nítida comprensión del ritmo, del ritmo africano, como clave para la creación de canciones divertidas y adictivas. 'Pogba', en su demente repetición, es el mejor ejemplo de ello.

3. La Lá - Caramelo

Si el ritmo inequívoco de nuesro tiempo es acelerado, La Lá es un artista casi contracultural: "Zamba Puta" es un disco lentísimo, cocinado en fuegos que trastean con el jazz vocal y la música tradicional peruana. Pero más allá de eso, lo que hay es un efectivo juego con los silencios, una amabilidad pop encantadora y una sencillez que hacen de canciones como 'Caramelo' auténticas delicias.

4. Rocío Márquez - Tierra y Centro

Es complicado extraer un single claro de Firmamento, el disco que consagra a Rocío Márquez como una de las compositoras más geniales del flamenco contemporáneo. Pero si hubiera que elegir una, 'Tierra y Centro' condensaría las virtudes de la cantaora: el pulso tradicional de su voz, la quebrada estructura vanguardista de la canción y el cierre/estallido final, una marcha palmeada y bellísima al piano.

A falta de 'Tierra y Centro' en YouTube, incluimos 'Firmamento'.

5. C. Tangana - Mala Mujer

A los pocos días de lanzarla en YouTube, 'Mala Mujer' acumulaba millones de visionados y un eco mediático transversal no sólo a la esfera hispanohablante, sino también a la anglosajona. En la fenomenal producción, en la asunción del sonido urbano convenientemente pulido y en la proyección latina y bailable de una canción cerebral, 'Mala Mujer' es quizá la canción del año.

6. Los Planetas - Islamabad

¿Cómo volver, diez años después de tu pico de talento, cómo recuperar el pulso perdido en un grupo que ya era demasiado mayor, por edad y por todo lo vivido, antes de publicar su (pen)último disco? Si Los Planetas se llegaron a preguntar esto, su respuesta fue, a buen seguro, 'Islamabad': su herencia densa, atmosférica y psicodélica moldeada en un rap místico-religioso sobre Dios con intervención estelar de Yung Beef incluida. Del ayer a hoy para vivir por siempre.

7. Los Espíritus - Jugo

No es sencillo despuntar a lomos del blues rock en plena era de la música urbana y la fusión experimental con ritmos latinos. A Los Espíritus, naturales de Argentina, esto les resulta indiferente: de un tiempo a esta parte sus discos empapados de psicodelia se cuentan entre lo mejor del rock internacional. 'Jugo', el single dirigido a lo concreto de su estupendo último disco, lo atestigua.

8. Maria Arnal y Marcel Bagès - Tú que vienes a rondarme

Un viaje sideral por las periferias del amor, un trayecto galáctico hacia la memoria de la Guerra Civil. 'Tú que vienes a rondarme', el indudable hallazgo compositivo de Maria Arnal y Marcel Bagés, es el punto más brillante de una pirámida de diamantes hecha disco, 45 cerebros y 1 corazón. En su poesía contemporánea, en la belleza intrínseca de sus palabras, el dúo ha hollado la cima definitiva del pop: hacerlo con el corazón, con las raíces de la tierra.

9. Templeton - Flash!

Cotice o no al alza, el pop elemental, el pop clásico, el que se conjuga con una batería, un bajo, una guitarra y un estribillo coreable, siempre encuentra sus refugios. Templeton es uno de los más consistentes de la última década. 'Flash!' lo tiene todo para ser un hit pop casi perfecto: la letra triste, la melodía alegre, las frases memorables, el alegato a la memoria y a la melancolía.

A falta de 'Flash!' en YouTube, incluimos 'Marzo mayea', que es igual de buena.

10. Ondatrópica - Campesino

Tierra y mar: si a algo sabe la música de Ondatrópica, un sonido tan gastronómico y apegado al folclore que casi se puede comer, es a Colombia pura. En su último disco reúnen el cómputo habitual de viaje alrededor de la música caribeña, filtrada siempre por una mirada torcida, a ratos rara, pero siempre divertidísima. 'Campesino' es cumbia diseñada para enganchar, para moverte durante sus cuatro minutos.

A falta de 'Campesino' en YouTube, incluimos 'Bogotá'.

11. Mula - Nunca paran

Más allá de los clichés asociados al género, el reggaetón vive un momento dulce. Por su apertura a otros sonidos y por la incorporación de tendencias vanguardias que jóvenes dominicanas como Mula están incorporando. 'Nunca paran' es reggaetón tamizado por una capa de electropop y sensibilidad pop que lo hace digerible tanto para el oído habituado al género como para los aún profanos en la materia.

12. La Bien Querida y Joan Miquel Oliver - 7 días juntos

De la suma de dos de los talentos que con mayor tino han reinterpretado el folclore español sólo podía surgir... Un rompepistas inesperado. Inesperado por el cariz de ambos protagonistas, cuya carrera no ha sido la más bailable de la escena, tanto por el carácter agridulce de '7 días juntos'. Hay aroma mediterráneo, hay un evidente poso latino y, ante todo, hay una producción que eleva la canción a un estadio superior.

13. Ibeyi y La Mala Rodríguez - Me voy

Hermanas, afro-cubanas e inmersas de lleno en plena ola ascendente de la música urbana, Ibeyi representan en sí mismas el zeitgeist de la música de 2017. 'Me voy', la colaboración con La Mala Rodríguez en la que por primera vez se lanzan a cantar y componer en español, es una producción preñada de capas minimalistas y de ritmos bailables. Un ejemplo fenomenal de su no menos fenomenal segundo disco.

14. Bad Gyal - Jacaranda

'Fiebre' le sirvió para dar el salto al circuito profesional. 'Jacaranda' la puso en la órbita de medio mundo de la música urbana. Si Bad Gyal es por mérito propio uno de los artistas hispanohablantes con mayor proyección internacional es, en gran medida, por su habilidad para haber llevado el tradicional dancehall jamaicano a un terreno personalísimo, preñado de estética dosmilera y capaz de sugerir caminos estilísticos rompedores. Un bombazo.

15. La Plata - Un atasco

No lo pienses mucho: dentro de la escena indie-whatever española no ha habido una irrupción tan sonada como La Plata. En gran medida, el responsable de su pequeño triunfo es 'Un atasco', un trallazo directo al corazón que narra la historia desmedida de una larguísima noche de juerga. Su aire nuevaolero y su increíble base rítmica la concucen a un cierre donde es inevitable desgañitarse gritando "un atasco, un atasco, un atasco, ¡un atasco!".

16. Gata Cattana - Banzai

Es imposible contar la historia de Banzai sin la sombra de la muerte, temprana y trágica, de Gata Cattana. Publicado de forma póstuma, sería injusto incurrir en el homenaje al artista malogrado: sus méritos son indudables, y canciones como 'Banzai', un rap que se construye a tramos y a capas y que explota en una suerte de estribillo descomunal, prueban el talento inmenso ahora perdido que atesoraba Gata Cattana.

17. Alexanderplatz - Podrías haberte quedado quieto

Un cierre autoindulgente: Alexanderplatz es el minúsculo y aún diminuto último estertor de una tradición sonora, la del indie irreverente volcado hacia la electrónica, de largo recorrido en España. Su EP recoge lo esbozado y experimentado con anterioridad por otros grupos y lo condensa en una canción, en un crescendo, maravilloso titulado 'Podrías haberte quedado quieto'. La introducción de la guitarra les pone en el cielo, y el título es un espléndido relato de los dos últimos años de la humanidad.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos