Compartir
Publicidad

Luces y sombras de Torbe, el hombre que vino del cerdo

Luces y sombras de Torbe, el hombre que vino del cerdo
12 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Han detenido a Torbe. Fuentes policiales indican que se enfrenta a delitos de abuso a menores, distribución de pornografía, trata de seres humanos (se especula que estuviese implicado en el traslado a España de mujeres de países del Este) y evasión fiscal. No es la primera vez que se enfrenta a la justicia, ni tampoco la primera que le acusan de filmar pornografía con una menor.

Torbe y su página Putalocura son uno de los referentes ineludibles del submundo de Internet en España, pero puede que haya algunos puntos negros de su carrera que no sean tan conocidos. Ahora que este empresario del porno vuelve a ser noticia, no está de más hacer un repaso de su trayectoria de casi 20 años en la industria.

Torbe: de los cómics al porno

Ignacio Allende Fernández, de Portugalete, empieza como dibujante y autor de cómics (TMEO, Al Ataque, Makoki... El La Comictiva, revista propia, colaboró incluso Álex de la Iglesia), pero rápidamente en su juventud, a mediados de los 90, se pasa al porno. Inventa el porno freak, un tipo de producto sórdido que a veces define como la “mezcla del porno y el humor” y otras como una herramienta que empodera a los marginados y a las minorías.

En ocasiones habla de las influencias de su infancia en un colegio segregado del Opus Dei, donde le habrían educado bajo la idea de que “la masturbación era mala, el sexo era malo, las mujeres eran malas”. Según Allende, apenas habría tenido contacto con mujeres hasta la adolescencia.

Putalocura y el ascenso a la cima del porno nacional

Img 65051 600x450

Las fuentes de ingresos de sus inicios son inconsistentes. Cuenta que se fugó de casa a los 18 años, en el 96, y que vivía del subsidio social del Ayuntamiento de Bilbao. La pensión de unos 200 o 300 euros, le daría lo justo para la comida y el alquiler de una habitación (“en la casa de una mujer que quería convertir mi piso en un burdel”). Pero después habla de cómo, al abrir su primera página en Internet, contaba sus experiencias con las prostitutas. Ya desde joven desarrolla un personaje y busca llamar la atención, como en este video de la televisión pública.

Torbe se convierte en uno de los primeros emprendedores de Internet en España llevando un portal en el que se producen y cuelgan vídeos porno de aire amateur y casposo que, por lo general, protagoniza. Buena parte de sus ingresos vendría por la técnica de los dialers, programas en muchos casos ocultos que hacían que los módems de los hogares, mientras visiten determinada página, se conectaran sin avisar a un número de tarificación especial. En menos de diez años se erige como uno de los referentes de la industria pornográfica española, pero cada cierto tiempo surgen escándalos judiciales alrededor de él y su página, Putalocura.

Un historial preñado de polémicas y juicios

El ayuntamiento de Torrelavega (Cantabria) lo denuncia en 2005 por un artículo de su página web que escribió en 2004, en el que llamaba feas a las mujeres de esta localidad acompañando el post con fotos de mujeres de allí. Se cambió de domicilio sin avisar al Estado y eso, añadido a la imputación inicial, le cuesta una visita semanal a los juzgados de Plaza de Castilla durante dos años.

520510 Tn

2006 es el año en el que se le acusa por primera vez de realizar pornografía con una menor de 16 años, de lo que él denuncia ha sido una trampa "urdida por personas que en todo momento manifestaron tener edad legal para actuar en películas de contenido erótico". El video de la joven nunca llegó a emitirse, pero le condenaron a un año y medio de prisión, de la que se libró por pagar una multa. “Me tocó una jueza súper feminista: solo había que ver cómo la trataba a ella y como a mí”, dijo Allende.

Sí se le condena en 2012 por estafa. Un año de cárcel para Allende por ganancia ilícita en un concurso televisivo llamado La Hora de Oro. Las llamadas, a un 902 (y según el condenado, de las que sólo se aprovechó por hacer una broma sobre un malendendido), se desviaban a un número de tarifación especial sin aviso. En su blog también dice haber sido víctima del engaño de un trabajador propio y de los denunciantes, que él tan solo enviaba la gente a su web.

En el mundo de la música también ha tenido sus escándalos. En 2014 lanza “Soy un rumano en Madrid”, una canción y videoclip que para la Federación de Asociaciones Rumanas en Europa (FADERE) fomenta la idea de que los rumanos en España lo conforma “un grupo formado por prostitutas, ladrones y carteristas”. Torbe se defiende proclamando que el vídeo es una parodia, que se ha inspirado en personajes de las películas de Emir Kusturika, y que no debe ser considerada como un insulto.

Las mujeres de Torbe

Es también tensa la relación que ha mantenido Natxo Allende con algunas de las más de 600 mujeres que han pasado por su productora y en general con varias personas de su sexo opuesto. Torbe, orgulloso putero, gran defensor de la prostitución femenina y acusado ahora de delitos de explotación de mujeres, defiende que la mayoría de mujeres que se dedican a la prostitución lo hacen por decisión propia y no por trata o necesidad económica. También ha llegado a defender que las carreras de las actrices que llegan a su empresa son obra de su trabajo como empresario, y que cuando deciden dejarlo es como si arruinasen su inversión y esfuerzo.

Maxresdefault

Hace no mucho Torbe se convirtió en Trending Topic. Después de retuitear fotos de una chica e intentar ligar con ella por DM, ésta le comentó que era una chica menor, de 14 años, para inmediatamente después compartir en público los mensajes que Torbe le había mandado por privado. El empresario del porno afirmó, de nuevo, que se trataba de una campaña de difamación, ésta vez en un acto perpetrado por Youtubers, y comentó en su Twitter que él "hace tiempo que no ligo, que directamente mantengo relaciones con chicas de 18 años, y con distintas casi cada día".

Torbee

Natxo Allende tampoco ha dudado de arremeter contra varias actrices porno. De las salidas de Carolina Ferrer, Sandra Milka, Penelope Crunch y Dolce ha hablado en su bitácora. De Carolina, opinaba que en los 7 meses que trabajó en su empresa “se convirtió en persona”, y que “de inocente niña ha pasado a manipuladora, un mal bicho”.

De estas actrices se refiere de la siguiente forma:

“Cada caso tiene otras caracteristicas e ingredientes, pero el mas repetido es que la fama se les sube a la cabeza y se vuelven locas. El querer abarcarlo todo, el creer que son unicas e irrepetibles, el creer que solo estan ellas y ninguna otra. Pero que le vamos a hacer? son niñas de 19 años, que quieres? algun dia se daran cuenta lo que hicieron”. “Son ya muchos años aguantando chicas de 18 años, tengo el culo pelao. Cuando ellas van, yo ya he vuelto, y aun asi, a veces, me salen listas que se creen mas listas que los demás”.

Los datos no son de Putalocura (aunque si nos fiamos de este hilo de Burbuja se apunta a que las cifras serán parecidas), pero en Cumlouder, otra empresa porno española, apuntan a que la escena se paga a las mujeres una media de 300 euros por escena.

También en su blog y videoblog se encuentran comentarios polémicos, como este video en el que dice que las youtubers parecen tontas y “no hacen más que hablar de mariconadas”, este comentario en el que defiende que las mujeres no consumen porno, este post donde tilda de feas y monstruos a las feministas o esta entrada donde se revela como negacionista del Sida. Como él mismo reconoce, hay mucha gente que cae en provocaciones simplonas con mucha facilidad.

A cifras de 2013, la página de Torbe registra 250.000 visitas únicas diarias.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio