Las criptomonedas son, ante todo, promesas: el 77% de sus inversores ha perdido dinero o sigue como estaba

Las criptomonedas son, ante todo, promesas: el 77% de sus inversores ha perdido dinero o sigue como estaba
19 Comentarios

Cuando comenzó la pandemia en 2020, millones de personas se subieron al tren de los activos digitales. El fácil acceso al mercado, la adopción institucional, el crecimiento de las altcoins y la publicidad de famosos fueron factores detonantes. De hecho, un boom de inversores de criptomonedas apareció el año pasado a raíz de que Bitcoin alcanzara un máximo histórico de 67.582 euros. Todos querían parte del pastel. Sin embargo, la mayoría de ellos se resienten ahora. Bitcoin cayó más del 69% desde su apogeo y Ethereum un 66%.

Volviendo la vista atrás, los datos son lastimosos: el 77% de inversores de criptomonedas dicen haber perdido o haberse quedado igual desde que metieron su dinero en estos activos.

Los datos. El 46% de los inversores ha informado haber tenido resultados peores de lo que esperaban, según una nueva encuesta del Pew Research Center. El 31% dice que les ha ido más o menos como esperaban, quedándose igual, y el 15% dice que sus inversiones han funcionado mejor de lo que esperaban. Por último, otro 8% dice que no está seguro.

Los motivos. Son múltiples y variados. Hay que tener en cuenta que el 16% de los estadounidenses dice haber invertido, comerciado o usado alguna vez una criptomoneda. De ellos, alrededor de las tres cuartas partes afirman que una razón era que se trataba de una forma diferente de invertir (78%) o una buena manera de hacer dinero (75%). Un 54% porque es más fácil acceder a las criptomonedas que a otras formas de invertir. Y otro 33% argumenta querer ser parte de una comunidad.

El FOMO. En Magnet hemos hablado con anterioridad de este fenómeno como razón de inversión. Proviene del acrónimo Fear of Missing Out. Básicamente se trata del miedo a perderse algo o a quedarse fuera de algo que los demás sí están aprovechando. Es la ansiedad de sentir que estás perdiendo un tren que ya está en marcha.

Esto normalmente causa que el inversor entre a destiempo en los mercados porque ha visto al precio subir y subir, y crecen sus ansias de perseguirlo. Algo que los economistas recomiendan evitar: cuando la emoción se apodera de la razón, surgen los errores.

En caída. El valor de las criptomonedas ha bajado alrededor de 2 billones desde que alcanzó su punto máximo a finales del año pasado. La más popular, Bitcoin, ya vale un 54% menos que a principios de año. Ethereum, la segunda más grande por capitalización de mercado, bajó un 56% en lo que va del año. Esa caída y su volatilidad pueden haber desanimado también a los recién llegados. De hecho, el porcentaje de inversores que hay no ha cambiado desde entonces por la incertidumbre.

Compras de las que se arrepinte la gente.

Arrepentidos. Mirando otra vez por el retrovisor, y como muchos auguraban, las criptomonedas se encuentran entre las decisiones financieras más lamentadas para muchos, según esta otra encuesta de ConsumerAffairs. El 49% de los encuestados se arrepiente de haber comprado una criptomoneda, mientras que el 32% dice estar contento. El 20% se mantiene neutral.

Los titulares de NFT van en la misma línea: un 46% de los compradores que se arrepienten de su compra frente al 40% de los no compradores que dicen que están contentos de no haber invertido. Curioso es también el dato del estudio que indica que las personas con títulos educativos "avanzados" estaban más inclinadas a arrepentirse por sus decisiones financieras que aquellas sin títulos avanzados.

Temas
Inicio
Inicio