Compartir
Publicidad

¿Daltónico? Se acabó no ver los colores. Ahora podrás leerlos con este abecedario

¿Daltónico? Se acabó no ver los colores. Ahora podrás leerlos con este abecedario
15 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Es posible que no hayas reparado en que el color azul es azul (hace unos cuantos miles de años hubo otros que cayeron en la cuenta por ti), o que el verde es, en efecto verde. Pero hay muchas personas que no son capaces de diferenciar los colores, o que confunden los unos con los otros. Un ejercicio tan rutinario en nuestra cabeza se convierte, así, en una pesadilla inadvertida para el resto de la humanidad. El daltonismo es un defecto genético que afecta a un 1,5% de los hombres y a un 0,5% de las mujeres de todo el mundo. Y afortunadamente, es un impedimento para el que tenemos varias soluciones.

Una de ellas es el nuevo abecedario para daltónicos. ColorADD es una empresa portuguesa detrás de lo que ellos mismos bautizan como "un sistema de identificación de colores para daltónicos". No va a permitir que una persona que ve el verde de color rojo invierta la ecuación, pero sí le va a habilitar herramientas para leer correctamente ese color. ¿Cómo? De la forma más simple posible: asignando a cada color primario una señal específica, y asignando al resto de colores derivados de ellos señales mezcladas. Genius!

Una idea extremadamente sencilla y efectiva

ColorADD es una idea desarrollada en casi su totalidad por Miguel Neiva, un diseñador gráfico portugués que ya ha conseguido, entre otras cosas, incorporarlo al sistema de señalización del metro de Oporto. La clave de su pequeño pero progresivo éxito, y de su potencial efectivo, es su simplicidad. Allí donde no hay gama cromática, razonó Neiva, puede haber señales (al modo de tráfico). De tal modo que, desarrollando un sistema donde las señales pudieran interactuar entre sí como en una paleta de colores, a través de un puñado pequeño de ellas se podrían inferir todos los colores existentes.

Dicho y hecho. Aquí están los tres primarios, la base de todo:

2

Visto de otro modo:

Simple

En el diagrama de arriba se desliza la primera pista sobre el resto del sistema: cuando el amarillo y el rojo se juntan nace el naranja, cuyo símbolo es la fusión de los dos anteriores. Lo mismo vale para el verde y para el morado. Ahora bien, ¿qué pasa si queremos conseguir un color como el marrón, que no surge naturalmente de la mezcla de los tres primarios sino de uno primario y otro secundario?

El método se complica, pero también es altamente intuitivo: se suman las señales de rojo y del verde y listo.

Mezcla

"Vale, pero ¿qué pasa con las tonalidades de los colores?". ColorADD también ha ideado un método para diferenciar un azul claro de un azul oscuro, así como del azul estándar. Las tonalidades normales vienen sin recuadro, las claras encuadradas sobre fondo blanco y las oscuras dibujadas en blanco sobre fondo negro.

Mas Colores

¿Y la escala de grises? Símbolos complementarios, como paréntesis o rectángulo. El blanco y el negro son muy sencillos: un cuadrado blanco y otro negro.

Gris

Aquí la paleta de señales completa:

Identificadores

Y aquí otro vídeo explicando cómo funciona:

¿Dónde y cómo se está utilizando ColorADD?

El proyecto es joven y aún está en pañales, pero ha logrado algunos hitos significativos. Por ejemplo, algunas paradas del metro de Oporto han incorporado ya el sistema de identificación de colores de ColorADD. Así, en la parada se adjunta un modelo de lectura para todos los daltónicos o con problemas de discernimiento de colores para que puedan coger las líneas de forma correcta.

Metro Porto
Metro Porto2

En la propia página de ColorADD se pueden encontrar muchas otras aplicaciones en curso o en fase de prueba. Las hay para material escolar (desde libros hasta lapiceros y rotuladores, claro), para aplicaciones tecnológicas (que permiten poner el puntero sobre una imagen determinada y que devuelven de forma automática el color traducido al abecedario ColorADD), o para hospitales. El aspecto sencillo y de lectura universal de ColorADD le permite, en cualquier caso, tener un millar de posibilidades futuras.

Y no es una cuestión menor. Se calcula que alrededor de 350 millones de personas pueden tener diversos problemas de daltonismo que les suponen una merma en sus expectativas laborales o en su calidad de vida diaria. De la mano de proyectos como ColorADD, con sus lógicas limitaciones (ningún código de señales simple y reducido es capaz de condensar la vasta cantidad de colores y de matices cromáticos presentes tanto en nuestras creaciones sintéticas como en la naturaleza), están más cerca de superarlas.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos