Compartir
Publicidad
Publicidad

La gente está despidiendo a la Guardia Civil que va a Cataluña como si fuera un partido de fútbol

La gente está despidiendo a la Guardia Civil que va a Cataluña como si fuera un partido de fútbol
Guardar
81 Comentarios
Publicidad
Publicidad

A menos de siete días para el 1-O, fecha clave como pocas en la historia reciente de España, el gobierno central está movilizando a millares de efectivos para impedir que se celebre el referéndum. A las diversas detenciones de cargos públicos, registros en sedes políticas e imprentas, requisación de papeletas y despliegue de barcos de los Looney Tunes, el gobierno está sumando más efectivos policiales.

De ahí que centenares de agentes de la Guardia Civil se estén desplazando desde diversos puntos de España hasta Cataluña estos días. A priori, el dispositivo desplegado por el gobierno para evitar la consulta se alargará hasta el 5 de octubre. Su objetivo, mantener el orden legal y frenar el referéndum suspendido por el Tribunal Constitucional. Y en su partida, la Guardia Civil y la Policía Nacional está contando con un fervoroso apoyo popular.

Durante los últimos dos días han comenzado a difundirse por Twitter y Facebook, amén de los medios de comunicación, diversos vídeos en los que masas de gente ataviadas con la bandera de España despiden con vítores y cánticos a los agentes que se dirigen hacia Cataluña. Al modo del cálido abrazo que la afición da a su equipo el día previo a la final de copa, las escenas, similares a las vistas en catalana con anterioridad, glosan una división profunda en el país.

Dado que la Guardia Civil se ha prestado a la parafernalia y a las escenas notificando la hora de salida en los cuarteles de Huelva, Córdoba o Murcia, el resultado ha sido un conglomerado de escenas y discursos en los que al sustituir "Constitución" y "Guardia Civil" con "escudo" y "equipo" todo fluye con naturalidad. Imágenes que rápidamente se han hecho virales por su explícita puesta en escena y por el enrarecido clima político del que son prueba.

Actualización: el Ministerio de Interior ha desautorizado los actos de despedida. "Son exhibiciones totalmente innecesarias y que, para nada, benefician el trabajo que se está realizando", han explicado fuentes ministeriales a El País.

"A por ellos, oé, a por ellos, oé" a la salida del cuartel de la GC en Huelva

Junto a ocasionales "Viva España", aplausos y decenas de banderas.

Más escenas de Huelva al grito de "no estáis solos"

Fue la despedida más compartida en redes y la que más impacto ha causado, tanto por el tono de los cánticos, claramente confrontativos, como por la presencia de autoridades (representantes de varios partidos políticos), como por lo numeroso de la concentración.

A la salida de la Comisaría de la Policía Nacional, también en Huelva, idénticas escenas

Otros cánticos desplegados: "España no se rinde" o "Cataluña es España"

En esta ocasión desde Almería.

Comitiva triunfal y gran parafernalia en el cuartel de la Policía Nacional de Córdoba

A esta imagen la podríamos bautizar "cuando los nacionalismos se retroalimentan".

Murcia aguardando el paso de la caravana de la Guardia Civil como si de la Vuelta se tratara

"¡Viva la Guardia Civil, viva España"

En Sevilla, junto al clásico "yo soy español, español, español".

También desde Cádiz

Las despedidas se han producido a lo largo de todo el día: también por la noche

Un convoy de la UPR abriéndose paso por la autovía a golpe de claxon y banderazo

"Van a defender los valores constitucionales, van a defender España, es de agradecer que la gente les apoye"

Al habla la Subdelegada del Gobierno en Huelva. Todas las entrevistas mimetizan el tono del periodismo deportivo y este vídeo-perodia.

También en Cataluña la gente ha comenzado a aplaudir y corear el nombre de la Guardia Civil en escenas espontáneas

...y de los Mossos

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos