Armas, hamburguesas, un millón de dólares: todo lo que está regalando EEUU a cambio de vacunarse

Armas, hamburguesas, un millón de dólares: todo lo que está regalando EEUU a cambio de vacunarse
7 comentarios

Estados Unidos se cuenta entre los países más avanzados en su campaña de vacunación. Al menos el 60% de su población ha recibido la primera dosis, facilitando la transición hacia una vida normal. Algunos estados han levantado ya las restricciones más duras o la obligatoriedad de las mascarillas en según qué circunstancias. Eventos como las 500 millas de Indianapolis congregaron el pasado fin de semana a más de 130.000 personas en un circuito, algo inédito durante el último año.

Todo va bien. Pero queda trabajo por delante. Como vimos hace unos días, la vacuna también se ha convertido en una cuestión ideológica. Mientras algunos estados demócratas han inmunizado ya a más del 65% de su población, otros republicanos, en especial los más pobres, no logran superar la barrera del 40%. El votante conservador es más reacio a vacunarse por una amplia variedad de motivos. Un 44% no tiene intención de acudir a su centro de salud a ponerse la dosis. Los gobiernos han sido efectivos movilizando al minoritario porcentaje de republicanos abiertos a la vacuna (aún un 43%), pero el reto ahora es mayor.

Porque obliga a movilizar a los que no quieren ponérsela. Y son muchos.

Dadas las circunstancias y ante una cuestión tan crítica para el futuro inmediato del país, todos los gobiernos estatales han lanzado campañas de persuasión e incentivos. Lo han hecho de forma... Típicamente estadounidense. Acudir hoy al centro de vacunación más cercano en Estados Unidos equivale a acercarse a la tómbola, o mejor aún, a una lotería de premios. La clave reside en el regalo en sí mismo. Si quieres que un estadounidense haga algo que no le apetece, más te vale utilizar como moneda de cambio algo que desea con todas sus fuerzas.

Y eso pasa, sí, por armas. Y por hamburguesas. Y por camiones. Y por un largo etcétera. Aquí va un resumen de los mejores ¿premios?

1. Armas

Porque nada exclama "¡América!" como exigir a la administración pública el reparto de subfusiles de asalto a cambio de paliar la mayor crisis sanitaria del último siglo. Tan feliz idea ha surgido del gobierno de Virginia Occidental. Entre el 20 de junio y el próximo 4 de agosto repartirá boletos de una lotería muy especial para todos aquellos que acudan a su centro sanitario. La bolsa de premios es sin duda propia de una democracia funcional y no de un estado fallido: cinco rifles de caza y cinco escopetas cortas. También tickets y descuentos por $100 cada uno.

Virginia Occidental cuenta con una de las regulaciones en materia de armamento más laxas (casi todo el mundo puede tener su pequeño arsenal en el garaje). A esta hora del día se cuenta entre los estados con menos % de su población vacunada, con un 30% abiertamente contrario.

2. Camiones

Seguimos en Virginia Occidental, faro civilizatorio donde los haya. Junto al suculento pack de rifles y armas de asalto, las autoridades locales han incluido el sorteo de un camión (otro pilar cultural dentro de la América profunda). El gobernador del estado, republicano, anunció el paquete de regalos como un presentador de la teletienda nocturna: "Podrías ganar algo fenomenal". Por si quedaban dudas sobre la transversalidad de la campaña, también regala $100 a los jóvenes que se vacunen.

3. Un millón de dólares

Como suena. Los estados han convertido su campaña de vacunación en la Primitiva. El primer estado en divulgar tan feliz idea fue Ohio. El 13 de mayo sus autoridades, preocupadas quizás por el ralentizado ritmo de dosis administradas, anunciaron cinco sorteos por un valor de $1.000.000. Cada uno. Tan suculento pastel tuvo un efecto inmediato: el número de dosis administradas aumentó un 28% en los días siguiente, según las autoridades. La primera ganadora, una afortunada de 22 años.

La idea de Ohio funcionó tan bien que durante las siguientes semanas otros estados la imitaron. A día de hoy hay loterías similares, todas ellas rondando o superando el millón de dólares, en Maryland, Oregón, Nueva York, Colorado y California (el premio gordo: $1.500.000). Hay algunos representantes públicos un tanto molestos porque una cuestión de salud pública se haya convertido en un espectáculo digno de Noche de Fiesta, pero en líneas generales al resto del país le ha dado igual. ¿Quién podría protestar con $1.000.000 delante de sus narices?

4. Becas universitarias

De entre las muchas disfuncionalidades que definen a Estados Unidos, la del acceso a la universidad es una de las más escandalosas. Hace cinco años la deuda estudiantil del país superó en volumen al PIB de países como México o España. Dadas las circunstancias, nada mejor que subastar becas para incentivar las vacunas entre los más jóvenes. Nueva York ha sido el más destacado en este asunto, con una campaña llamada "Get a shot to make your future" (Recibe un pinchazo para asegurar tu futuro). Todos los inmunizados entre 12 y 17 años pueden ganar una beca completa (cuatro años) para la universidad pública del estado.

Se reparten 50. Oregón, Nueva Jersey, Delaware y otros estados han seguido su camino.

5. Entradas para el parque de atracciones

La idea esta vez corre a cuenta de Illinois. El gobierno estatal anunció a principios de mayo el reparto de 50.000 entradas gratuitas a uno de los parques de atracciones más populares y grandes del país, el Six Flags Great America. El valor conjunto de todos los tickets superaba los $4.000.000. La campaña puso el foco en las comunidades más pobres (Chicago atesora enormes desigualdades y bolsas de marginalidad). Equipos de vacunación acudirían a un barrio y si la respuesta era alta regresarían a los siguientes días con más boletos para los vacunados.

6. Patatas fritas y donuts

Volvemos a Nueva York, pero esta vez a la ciudad.

Hace unas semanas su alcalde publicó uno de los tuits más surrealistas de último año: "¿Quieres patatas fritas con tu vacuna?". Su idea era simple. Todos los vacunados por una de las unidades móviles que recorrerían la ciudad durante los próximos días recibirían un vale canjeable en una cadena de comida rápida (ShackBurger). La hamburguesa habría que pagarla, pero las patatas correrían a cuenta del estado. Otras cadenas se apuntaron a la iniciativa de forma independiente, incluida una de donuts (recibirás uno gratis el 4 de junio si muestras tu certificado).

Que los carbohidratos y las grasas saturadas corran por tus venas junto a la vacuna.

7. Alcohol

Que la campaña de vacunación no te pille sobrio. Junto a las hamburguesas, los donuts, las patatas fritas, los platos de gambas y otros crustáceos, los perritos calientes, la pizza y $50 canjeables en uno de los restaurantes de José Andrés, los estadounidenses vacunados podrán beber alcohol. Gratis. En Miami, la Cámara de Comercio ha lanzado el programa "Shots for shots" consistente en regalar chupitos a cambio de cada dosis administrada. La cerveza es más popular: en Nueva Jersey y Connecticut más de 200 restaurantes invitan a una cerveza si ya te han administrado la vacuna.

Budweiser también se ha animado por su cuenta, aunque nos negamos a calificarlo como "cerveza".

8. Licencias de pesca y de caza

Suponemos que esto es una cosa muy de Maine, pero no deja de ser llamativo: el estado permite elegir a sus residentes ya vacunado el premio al que desean aspirar. Los incentivos oscilan entre una licencia de pesca, una licencia de caza y decenas de miles de pases para sus parques naturales. Un contraste con el alcohol y las toneladas de comida basura planteado por otros estados, pero un regalo igualmente. 

9. Y hasta billetes de avión

Porque no hay límites ni fronteras a la hora de extender la inmunidad a toda la población. ¿Que los estadounidenses son algo escépticos sobre ponerse la vacuna? No pasa nada, les regalamos todo lo que más anhelan. E incluso un poquito más: United Airlines entregará a cinco de sus clientes un año de vuelos gratuitos (26 vuelos en total), además de otros 30 vuelos independientes, en caso de que hayan sido vacunados. Un regalo caído de los cielos (o propulsado hacia ellos, según como se mire) tras una pandemia que ha roto por completo a la industria aeronáutica.

Newsletter de Magnet

Suscríbete para recibir cada día las últimas noticias y las novedades más importantes para entender y disfrutar el mundo.
Temas
Inicio