Un cheque antinflación para calmar los ánimos: así funciona la ayuda de 200€ para las rentas bajas

Un cheque antinflación para calmar los ánimos: así funciona la ayuda de 200€ para las rentas bajas
48 Comentarios

La inflación ha tocado techo. En España se registró un 10,2% el pasado mes de junio, el dato más alto en 37 años. Quien más lo está pagando son las familias de clase media y baja a causa de la subida de los precios de la energía, el transporte y los alimentos a los que tienen que dedicar gran parte de su renta. Y según el INE, este conjunto de personas (de entre 12.000 y 14.000€ de renta familiar), representa 4 millones de hogares.

Para paliar la situación, el gobierno está aplicando medidas englobadas en un plan anticrisis. Lo hemos visto con los descuentos en los bonos de transporte o la rebaja del IVA en la factura de la luz. Hoy se estrena otra medida estrella: los cheques antinflación.

El cheque. Está destinado a las rentas bajas como una forma de contener la gran pérdida de poder adquisitivo que viven las familias ante el aumento de los precios. Consiste en un pago único de 200€. Pueden pedirlo tanto desempleados como asalariados y autónomos. Eso sí, solo tiene acceso al cheque quien tenga bajos ingresos (menos de 14.000€ en 2021 por unidad familiar) y patrimonio (inferior a los 43.196,40€, descontada la vivienda habitual). El Gobierno prevé que el coste de esta ayuda sea de unos 540 millones y beneficie a 2,7 millones de personas.

Otros requisitos. Se requerirá que los trabajadores estén dados de alta en la Seguridad Social o en alguna mutualidad y los desempleados inscritos en las oficinas de empleo, cobren o no el paro. También se exige que tengan una residencia legal y que hayan vivido en España de forma continuada e ininterrumpida durante el último año. Hay que tener en cuenta también que se excluye de esta ayuda a quienes ya cobren el Ingreso Mínimo Vital o reciban pensiones de la Seguridad Social.

¿Cómo se recibe? Se le abonará al beneficiario mediante transferencia bancaria. Y para ello habrá que pedirla de forma online en en la página web de la Agencia Tributaria. Puedes acceder al formulario en este enlace. La ayuda se puede solicitar desde este viernes 8 de julio hasta el próximo 30 de septiembre de 2022.

Se está haciendo en otros países. El motivo por el que se recibe esta ayuda es el impacto que está teniendo la persistente inflación, que se agrava en todo el mundo con los meses. También como una forma de ayudar a los trabajadores que tienen rentas bajas pero no tanto como para cobrar el ingreso mínimo vital. España no es el único país que ha puesto en marcha el bono. Otros como Italia y Francia también han lanzado cheques antiinflación para las rentas bajas. En Francia fueron 100 euros para los que ganan menos de 2.000 al mes y en Italia 200 euros para rentas inferiores a 35.000 euros anuales.

La hoja de ruta del Gobierno. Tal y como comentábamos en este otro artículo de Magnet, las ayudas antinflación están llegando después de que el PSOE se descalabrase en las elecciones andaluzas. Un revés que ha hecho que se pongan las pilas y aumenten el paquete anticrisis aún más. Porque ha quedado claro que la inflación está tomando tal impulso que no sólo basta con aplicar medidas energéticas como un tope al gas, aunque buenamente haya conseguido bajar el precio de la electricidad.

Otras ayudas anticrisis. El Consejo de Ministros aprobó también hace unas semanas un segundo decreto de su plan anticrisis, en el que prorrogó hasta fin de año varias de las medidas del primero (como los 20 céntimos de descuento por litro para los combustibles, que hemos comentado detalladamente en Xataka, o las ayudas para agricultores, ganaderos, pescadores y transportistas) y agregaba nuevas como descuentos en el abono transporte del 30% o la rebaja al 5% del IVA en la factura de la luz de los consumidores. También se incluyen ayudas directas en Renfe: todos los títulos multiviaje de servicios públicos tendrán un descuento del 50%.

Por otro lado, se limitará el precio máximo de venta de gas licuado del petróleo envasado: hasta el 31 de diciembre, el precio máximo de la bombona de butano será de 19,55€. Se ampliará la línea de ayudas para el sector agrario por causa de la sequía en 10 millones de euros y se prorrogará la suspensión de desahucios para hogares vulnerables sin alternativa habitacional hasta el 31 de diciembre.

Imagen: Pexels

Temas
Inicio