Compartir
Publicidad

¿Cómo han influido los distritos de las grandes ciudades en el cambio electoral?

¿Cómo han influido los distritos de las grandes ciudades en el cambio electoral?
4 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Después de las elecciones del 26J, la alegría va por barrios. Literalmente. Dentro de las grandes ciudades, las diferencias de porcentaje de voto entre los partidos de derecha y de izquierda son notables, y nos hablan sobre la configuración sociológica de las capitales. En algunas, se han producido cambios importantes desde el 20 de diciembre, en uno u otro sentido. Las analizamos una a una para comprender cuál ha sido el flujo de votos.

Madrid: retroceso de Podemos en favor del PP

En las elecciones del 20 de diciembre, el Partido Popular salió vencedor en 15 de los 21 distritos electorales de Madrid. Cinco cayeron del lado de Podemos (Centro, Puente-Vallecas, Usera, Vicálvaro y Villa-Vallecas) y solo Villaverde fue para el PSOE. Este 26J, ha habido vuelco en tres de ellos y, en los tres casos, a favor del PP, que gana Villaverde al PSOE y Usera y Vicálvaro a Unidos Podemos.

Madrid

En Madrid, existen diferencias muy marcadas entre unos distritos y otros. Los extremos ideológicos de la capital los encontramos entre Chamartín, con un dominio absoluto del PP y Ciudadanos como segunda fuerza, y Puente-Vallecas, donde gana Podemos, seguido del PSOE.

Distritosmadrid

Barcelona: pocos cambios, pierde CDC

En Barcelona, En Comú Podem se proclamó vencedor en casi todos los distritos, tanto el 20D como el 26J. Solo Les Corts y Sarrià-Sant Gervasi fueron a parar a otros partidos (PP y CDC, respectivamente). El único movimiento de votos entre partidos se ha producido en el distrito de Les Corts, donde el 20D el partido más votado fue Democràcia i Llibertat (que, en esta última convocatoria, no se ha presentado como coalición, sino CDC en solitario) y, ahora, ha sido el PP quien se ha llevado la victoria. De hecho, las cifras están tan ajustadas en este distrito que En Comú Podem ha pasado de segunda a cuarta fuerza, pese a que la variación de votos es de menos de medio punto, mientras que el PP partía desde la tercera plaza. Se puede ver mejor en este gráfico:

Por lo que respecta al reparto ideológico de la ciudad, los dos extremos los podríamos situar en Sarrià-Sant Gervasi y Ciutat Vella:

Barcelona

Otro dato que destaca en Barcelona es la subida de la abstención, que se aproxima a los 4 puntos por encima del 20D en todos los distritos, llegando al 5,42% de subida en Nou Barris.

Valencia: el reinado recuperado del PP

Valencia ha recuperado su título de feudo del Partido Popular, tras el aumento en el porcentaje de voto en todos los distritos de la ciudad. Además, si el 20D Podemos-Compromís fue el partido más votado en seis distritos de la ciudad (Benimaclet, Jesús, Rascanya, Benicalap, Poblats Maritims y Poblats Oest), en las elecciones del 26J se ha quedado solo con los tres últimos, mientras que los demás han pasado a manos del PP.

En Valencia se dan varias circunstancias curiosas. Por ejemplo, en el distrito de Benimaclet, Podemos-Compromís ha aumentado el número y el porcentaje de votos, lo que no ha impedido que el Partido Popular los superara. O la gran diferencia de apoyo que recibe el PP entre zonas como Pla del Real y Poblats Oest:

Valencia

Sevilla: continúa la división ideológica

El análisis de la tendencia de voto por distrito de Sevilla ofrece la conclusión de que las zonas están claramente divididas ideológicamente y sin demasiada tendencia al cambio. Cerro-Amate, Este-Alcosa-Torreblanca, Macarena y Macarena norte optaron por el PSOE tanto el 20D como el 26J (con Podemos como segunda fuerza, excepto en Macarena), mientras que el resto de distritos de la ciudad eligieron en ambas ocasiones al Partido Popular como segunda fuerza.

Sevilla

Destacan también los altísimos porcentajes de voto popular en barrios como Nervión (54,12%) y, sobre todo, Los Remedios. Y, frente a la tendencia a pensar que la abstención ha favorecido al PP, en Sevilla no se ha dado el caso: los cuatro barrios en los que no venció el Partido Popular fueron los de abstención más alta (llegando al 36,58% en Cerro-Amate, por ejemplo) y también en los que más creció con respecto al 20D.

Zaragoza: dominio consolidado del PP

En Zaragoza, todos los distritos fueron para el PP el 20D, a excepción de Actur-Arrabal y Torrero (Podemos) y Las Fuentes (PSOE). El 26J, Actur-Arrabal pasó también a manos del Partido Popular, dejando un panorama casi completamente azul en la ciudad. Este distrito es, quizá, uno de los más disputados de España, por lo que no resulta extraña la alternancia de partido más votado:

Porcentaje Voto

Por lo que respecta a la comparativa entre el distrito más conservador y el más progresista, las diferencias son menos marcadas que en otras capitales. Mientras que el distrito centro sí muestra una clara preferencia por el Partido Popular (con Ciudadanos como segunda fuerza), Torrero tiene las fuerzas más igualadas entre Unidos Podemos, PSOE y el propio PP:

Zaragoza

Málaga: un único distrito lejos del PP

Si el 20D, el PP se hizo con 8 de los 11 distritos electorales de Málaga, el 26J dejó un único distrito socialista en medio del mar de azul popular: Carretera Cádiz, con un porcentaje de voto mayor que el conseguido por el partido de Pedro Sánchez en diciembre.

En el lado conservador, el PP domina especialmente en los distritos Centro y Málaga Este, donde ya en diciembre consiguió porcentajes altos de voto (51,36 y 46,15%, respectivamente), y donde ha aumentado su ventaja en más de seis puntos (57,46 y 52,85%, respectivamente).

Malaga

Bilbao: Unidos Podemos se come al PNV

Los ocho distritos de Bilbao se repartieron en diciembre entre Podemos y EAJ-PNV. 5 para la formación nacionalista y 3 para el partido de Pablo Iglesias. En esta segunda votación, la tendencia que ha seguido Bilbao es, en cierto modo, opuesta a la del resto del estado, ya que Podemos ha encontrado en la capital vizcaína uno de sus feudos de votos. Así, los distritos de Basurto y Begoña han pasado a manos de Podemos y sus coaliciones, dejando el mapa de los ocho distritos bilbaínos de la siguiente manera:

Bilbao20d 26j

El feudo más conservador de Bilbao continúa siendo el distrito de Abando, donde gana con claridad el PNV, seguido por el Partido Popular, mientras que en el lado más progresista se sitúa Otxarkoaga-Txurdinaga, con predominio de Podemos y el Partido Socialista como tercera fuerza.

Bilbao
Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio