Compartir
Publicidad

¿La solución a la natalidad japonesa? Que se hagan un control de esperma con el móvil

¿La solución a la natalidad japonesa? Que se hagan un control de esperma con el móvil
4 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Lo que antes se traducía en una visita médica con la intención de comprobar tu fertilidad, ahora es tan simple como acoplar una cámara microscópica a tu teléfono y grabar la actividad de tus espermatozoides. A medio camino entre el inicio de un sketch humorístico y la ciencia ficción, nace este nuevo sistema de control de fertilidad originario del Dokkyo Medical University Koshigaya Hospital. La buena noticia para muchos hombres es que ni es una coña ni cosa del futuro, ya es una realidad y, además, parece funcionar realmente bien.

Un recuento de espermatozoides con el móvil

Diseñado con la intención de evitarle el factor vergüenza a una población muy centrada en respetar este tipo de intimidad, la japonesa, el invento de Yoshitomo Kobori en colaboración con la Universidad de Illinois, en Chicago, permite realizar un análisis de cantidad y calidad del esperma en apenas unos segundos.

Acoplando una cámara capaz de aumentar la imagen por 555, aquellos que quieran comprobar su fertilidad sólo necesitan una grabación de tres segundos de una pequeña cantidad de semen colocado sobre una lámina plastificada. Además de poder ofrecer esa grabación a los médicos, la cámara se suma a una aplicación capaz de analizar la muestra para ofrecer resultados preliminares.

Tenga2

Aunque no es una herramienta capaz de diagnosticar la habilidad de los espermatozoides para la fertilización de un óvulo, sí permite controlar de manera fiable posibles problemas derivados de la calidad de nuestro esperma, principalmente por ser este pobre o vago.

También ayudará frente a enfermedades

Para aquellos con dudas sobre la fiabilidad de algo así, al fin y al cabo nos están diciendo que lo que antes requería de un análisis clínico puede cambiarse por una grabación de nuestro móvil y una aplicación, los resultados obtenidos son muy prometedores y en la muestra ofrecida en la reunión de la European Society of Human Reproduction and Embryology, el invento ofrecía resultados casi idénticos a los que podían encontrarse en una clínica de fertilidad.

Las buenas noticias no acaban ahí, y es que el Tenga Men’s Loupe (así es como se llama el invento) puede conseguirse ya en las farmacias niponas por apenas 13 euros al cambio, estando prevista su llegada al resto del mundo en los próximos meses.

Tenga1

Además sistemas como este podrían llevar los tratamientos de fertilidad a zonas desfavorecidas y el uso de este tipo de cámaras y aplicaciones también pueden usarse para otros análisis en enfermedades como el VIH, la sífilis o problemas relacionados con la vista.

Recuento de esperma a domicilio

Sin embargo el de Tenga Men’s Loupe no es el único sistema de control de fertilidad para hombres que hay en el mercado. Más allá de la habitual visita a una clínica para realizar un análisis exhaustivo, hace cinco años se puso a disposición del público estadounidense el sistema SpermCheck Fertility, un test personal centrado en el recuento de esperma.

Utilizado como si de un sistema de predicción de embarazo se tratase, el test ofrece una respuesta en apenas 10 minutos y se basa en el número de espermatozoides para marcar sus resultados. Será positivo siempre que se encuentren unos 20 millones de espermatozoides por mililitro, el recuento habitual entre el 90% de casos con fertilidad positiva.

Tenga3

También disponible en países como Canadá, Reino Unido o Francia, también se puede adquirir a través de portales como Amazon por alrededor de 35 euros. Para que os hagáis una idea, el precio de un espermiograma en una clínica puede variar entre los 50 y los 150 euros, pero también habría que tener en cuenta que en este tipo de análisis más específicos se incluyen exámenes físicos y análisis que van más allá del simple recuento.

Lo que sabemos sobre el control del esperma

Aunque un análisis específico puede arrojar más luz sobre cada situación en particular, distintos estudios se han puesto de acuerdo para facilitar algunas pequeñas guías sobre cómo mejorar la calidad de nuestro esperma siguiendo dietas y controlando hábitos.

De ellos se extrae, por ejemplo, que aquellos hombres que eyaculan a diario sufren un 12% menos de daño en el ADN espermático, una de las principales causas de infertilidad. Además alimentos como las zanahorias, la lechuga, las espinacas, el tomate o aquellos con omega-3 pueden mejorar la movilidad y calidad del esperma hasta en un 8%.

Sperm 956482 1920

La hidratación constante y el mantenimiento de una temperatura normal en los testículos, por ejemplo evitando jacuzzis o trabajar con un portátil sobre las piernas, puede ser también de gran ayuda para mantener una óptima producción de espermatozoides sanos.

Imagen | Bobjgalindo

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio