Compartir
Publicidad

Las cifras de Operación Triunfo: lo que la televisión 2.0 debe aprender del fenómeno viral del año

Las cifras de Operación Triunfo: lo que la televisión 2.0 debe aprender del fenómeno viral del año
Guardar
3 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La televisión se enfrenta en la actualidad a un reto mayúsculo: cómo mantener su relevancia y sobrevivir en un entorno cultural en el que internet y las plataformas de streaming han habituado a los espectadores a ver lo que quieran cuando quieran. Sentarse delante del televisor a una hora concreta para ver un programa con cortes publicitarios y que no sabes con exactitud cuándo va a terminar está pasando a mejor vida.

Los programas evento, como los reality shows, aún tienen el tirón de que hay que verlos cuando se emiten, como ocurre con los deportes, para vivir de primera mano sus emociones. Pero incluso con ellos hay que saber conjugar esa emisión lineal tradicional con lo que los espectadores buscan en internet para adaptarse a los nuevos tiempos y no quedar anclados en el pasado. Lograr trending topics mundiales, favorecer que los fans accedan libremente al contenido del programa y lo reinventen, que lo viralicen, fomentando la conversación a su alrededor, se ha convertido en algo fundamental para que la televisión siga importando. Y 'Operación Triunfo' ha sabido hacerlo mejor que nadie.

Lo que ha tenido 'OT' que perdió 'Gran Hermano'

El transmedia se ha convertido en una herramienta imprescindible para llamar la atención de la audiencia. En la televisión española empezó a hablarse más insistentemente de las estrategias transversales de comunicación a raíz de 'El Ministerio del Tiempo', una serie que cultivó su comunidad de fans dirigiéndose a ellos directamente a través de internet, redes sociales y hasta grupos de WhatsApp, pero los reality shows han sido muy lentos en reaccionar a esta nueva realidad.

El caso de 'Operación Triunfo' es especial porque es un programa que volvía a la parrilla seis años después de su última emisión, que había dejado un sabor de boca agridulce. Sus entregas en Telecinco habían perdido cada vez más interés y relevancia y, como reconocía Tinet Rubira, director de Gestmusic Endemol, en la rueda de prensa posterior a la final del concurso, cuando se decidió traerlo de vuelta, "las expectativas estaban muy altas porque hay donde comparar", añadiendo que "estás haciendo una cosa que sabes hacer, que ya has hecho antes, pero cada paso que das es nuevo y distinto".

Gh17 Los concursantes de 'Gran Hermano Revolution', que pasó con más pena que gloria por Telecinco el pasado otoño.

Porque 'Operación Triunfo' no deja de ser un reality show con muchas cosas en común con 'Gran Hermano', el gran exponente de ese género y que aterrizó en España un año antes de que debutara el talent show. En 'OT' hay galas semanales en las que se nomina a dos concursantes, de los que uno de ellos abandonará el programa. Todos los participantes conviven las 24 horas del día en la misma casa, encerrados en ella sin salir más que para ir a las galas y sin recibir ningún tipo de información del exterior. Y es el público quien, con sus votos, decide quién se marcha del concurso y quién sigue.

'Gran Hermano' lleva 17 años emitiéndose ininterrumpidamente en Telecinco, que lo desdobla en una edición VIP con "famosos" para que el reality llene su parrilla durante casi todo el año. Sin embargo, el formato lleva ya tiempo dando síntomas de agotamiento y, lo que es peor, de alejamiento de sus fans. A Mediaset se le ha criticado mucho que sea tan reticente a que su contenido se pueda ver en YouTube. Todo tiene que pasar por su página web; no permite que los vídeos del programa se compartan directamente en redes sociales y, además, este año no había canal 24 horas, lo que parece una decisión contraproducente para un programa como 'Gran Hermano', cuyo eslógan es "la vida en directo".

'OT' ha sabido adaptarse a la era de las redes sociales y ha facilitado que sus fans accedan libremente a su contenido

La necesidad de 'Operación Triunfo' de reinventarse, de volver a un panorama televisivo que ha cambiado muchísimo desde 2001, la ha llevado a abrir sus contenidos a sus fans, a acercarse a la audiencia. "Se dan una serie de facilidades para que los espectadores se puedan enganchar al programa", explicaba Toni Sevilla, director de programas de TVE, y esas facilidades pasaban por un canal 24 horas en YouTube y en la plataforma Sky, por directos en Periscope de, por ejemplo, la rueda de prensa con los finalistas, por abrir a los 16 concursantes perfiles en Instagram en los que les animaban a subir fotos y vídeos y por permitir que los fans compartieran en las redes sociales sus momentos favoritos del programa.

Ahí ha estado la clave de este 'Operación Triunfo 2017' que, realmente, no ha sido un éxito de audiencias hasta sus últimas tres-cuatro galas. Donde se ha forjado el fenómeno ha sido en internet.

La viralidad de 'Operación Triunfo', en cifras

Ot Galafinal
La actuación de Amaia en la final va camino de convertirse en un nuevo éxito viral del programa.

La gala final de 'OT', la que coronó a Amaia como ganadora, fue vista por 3.925.000 espectadores, con un 30,8% de cuota de pantalla. Son unos datos muy buenos en un panorama en el que la televisión española lleva meses con un prime time que pierde espectadores a marchas forzadas y que empieza cada vez más tarde, y se alarga hasta bien entrada la madrugada, para "maquillar" las cifras buscando el mayor share posible. Ha sido también el récord de audiencia del reality, que se vio superado por la serie 'La que se avecina' en todos los lunes que compitieron directamente, y que después de una gala 0 que invitaba poco al optimismo, fue creciendo poco a poco hasta superar el 18% de share en la gala 5 y, a partir de ahí, siempre fue a más.

Es difícil comprobarlo, pero es posible que en ese aumento sostenido de espectadores, semana a semana, tuviera parte de la culpa el éxito que sí había sido desde el principio en redes sociales. La decisión de TVE de mover los resúmenes diarios a YouTube, en vista de la baja audiencia que tenían en Clan, potenció más la presencia de 'OT' en esa plataforma, y la conversación generada en internet acabó llegando a los medios (incluido Magnet) y, probablemente, también a la audiencia tradicional. Pero las cifras que realmente hablan por sí solas son las logradas en el terreno digital.

En YouTube

Según ha adelantado Toni Sevilla, en estos tres meses y medio de 'Operación Triunfo' se han recibido 30 millones de visitas a la app oficial para votar por los concursantes que los fans querían que siguieran en la academia, ha habido 375 millones de visualizaciones de contenido oficial del programa en YouTube y 85 millones de visualizaciones del canal 24 horas, que llegó a tener picos de más de 300.000 personas conectadas al mismo tiempo.

Además, en apenas 15 horas desde que fue colgada en el canal, 'Miedo', la actuación de Amaia en la final, llevaba 344.000 visualizaciones, mientras 'Chandelier', la de Aitana (segunda clasificada), se movía por las 163.000. Los éxitos más virales en esa red social son 'City of stars', el primer dúo de Alfred y Amaia, con 5,2 millones de visualizaciones, y 'Shake it out', que supera los cuatro millones. Las caras de los concursantes cuando les han contado esos datos eran bastante significativas.

En Spotify y iTunes

Si TVE y Gestmusic eran rápidas colgando contenido en YouTube, no lo eran menos subiendo a Spotify y iTunes las grabaciones en estudio de las versiones que se cantaban en la gala. Y el resultado es que muchas de ellas están copando las listas de lo más escuchado. A fecha de 6 de febrero, por ejemplo, en el top 50 de las canciones más virales globales en Spotify, 'Lo malo' (una de las candidatas a ir a Eurovisión) está la séptima con más de 190.000 reproducciones, y en el top 50 de temas más populares en España hay cinco canciones de 'Operación Triunfo'.

En iTunes se repite la misma tónica. Hay ocho temas del concurso en el top 15 de las más compradas, con 'Miedo' liderando la clasificación por encima de 'La llamada', de Leiva (ganadora del Goya a mejor canción original), la versión de 'Chandelier' de Aitana y 'Perfect', de Ed Sheeran. Las versiones de estudio de las canciones de la final se editaron todas digitalmente el día antes de que se celebrara la gala.

El fenómeno de Twitter

Una parte muy importante del alcance de 'Operación Triunfo' en las nuevas generaciones ha estado en Twitter, donde no sólo se comentaban las galas sino que, sobre todo, se compartían y se diseccionaban todos los momentos que se veían en el canal 24 horas. Y ahí es donde se ha notado también que el programa había traspasado las fronteras de España para llegar a Sudamérica. Tuiteros como OM RCastro reconocían que lo veían a través de YouTube y que se lo tomaba más como una serie que como un reality: "Tengo más de 45 años y nunca había seguido ningún 'Operación Triunfo', ni 'Gran Hermano' ni nada de nada... Me enganchó el nivel musical de los participantes, después los profesores y sus clases..."

La evolución de la actividad en redes sociales de las menciones a los finalistas durante la última gala, que se aprecia en el tuit de arriba de TVE, muestra cómo el interés por esta edición no ha estado sólo en España. Los hashtags asociados al concurso han sido trending topic constantemente, y no sólo en nuestro país. #OTDirecto5F, por ejemplo, llegó a ser el quinto TT a nivel mundial y el 21º en Argentina el 5 de febrero; #EurovisionOT fue el 26º TT del día en Chile el 30 de enero y #OTFinal alcanzó el 35º puesto entre los trending topics del 5 de febrero en Estados Unidos, compitiendo con la Super Bowl. Son países que no podían ver el programa a través de la web de RTVE; sus seguidores aparecieron en YouTube.

La nueva televisión es 'OT'

En este panorama en el que nos apresuramos a decretar que la televisión tradicional tiene los días contados, la televisión 2.0 ha encontrado en 'Operación Triunfo' el modelo a seguir para continuar siendo relevante. Su capacidad para generar conversación y aglutinar a millones de personas al mismo tiempo es todavía importante, pero necesita adaptarse a los nuevos consumos para no quedar caduca. No es suficiente con crear un hashtag y sobreimprimirlo en pantalla, hay que ir un paso más allá.

Otnavidad

La clave está en acercarse a la audiencia, en dar todas las facilidades para surja un fenómeno fan. Otro reality show que va a volver en breve a la parrilla, 'Fama, ¡a bailar!', lo hará en #0 contando con un canal 24 horas en YouTube, algo todavía más importante para un canal de pago. Los espectadores ya no se conforman con ver simplemente sus programas, quieren interactuar con ellos y crear contenido nuevo a partir de ellos. 'Operación Triunfo' entendió que por ahí tenía que pasar su regreso si quería sobrevivir.

Imagen | TVE

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos