Compartir
Publicidad

Lo que creíamos sobre la inteligencia está mal: los hombres no crecen más creativos que las mujeres

Lo que creíamos sobre la inteligencia está mal: los hombres no crecen más creativos que las mujeres
42 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Tradicionalmente, algunas ramas de la psicología han considerado que las niñas son más inteligentes y creativas en la infancia y adolescencia, mientras que los niños adquieren más capacidad intelectual con los años. Esta premisa sirvió en los noventa para formular la llamada "teoría del desarrollo de la diferencia intelectual entre sexos".

Un reciente estudio ha comprobado una de las áreas más controvertidas y desconocidas: la creatividad. Sus resultados, según afirma el autor, contrarrestan en parte algunos de los presupuestos hasta la fecha. El estudio concluye que las jóvenes no se quedan por detrás en creatividad, en comparación con los hombres, sino que su capacidad puede ser igual o mayor.

¿Hay una diferencia intelectual según el sexo?

Richard Lynn es un prestigioso investigador de la Universidad de Ulster, Reino Unido, además de padre de varias de las teorías psicológicas más controvertidas. Entre ellas se encuentra la "teoría del desarrollo de la diferencia intelectual entre sexos". Esta se basa en varios hechos: por ejemplo, la diversidad de tamaño relativo entre los cerebros de los hombres y las mujeres, la capacidad reacción o las mediciones de cociente intelectual.

Según sus investigaciones, la capacidad intelectual es mayor en niñas y adolescentes, mientras que esta progresión se va invirtiendo y resulta mayor en hombres adultos, grosso modo. A pesar de las críticas realizadas tras las primeras publicaciones, en los siguientes años varios estudios y metaanálisis comprobaron algunas de las hipótesis y afirmaciones realizadas en el contexto de esta teoría.

Painter Paint Man Painting Painting Fuente: Pixabay

Esto ha ido asentando la idea, en psicología, de que los hombres se vuelven más inteligentes a medida que se desarrollan cognitivamente. Las mujeres también, pero muestran un mayor cociente intelectual con respecto a los hombres cuanto más jóvenes son. Sin embargo, y a pesar de sustentar estas ideas con artículos, algunas críticas son insalvables.

Apenas se ha medido si la "teoría del desarrollo" se cumple a lo largo del tiempo en los mismos individuos

Por ejemplo, los estudios realizados son, en su mayoría, discretos. Esto quiere decir que cogen poblaciones de ciertas edades y las miden. Sin embargo, no se ha medido casi nunca qué ocurre en el tiempo. Si la "teoría del desarrollo" es correcta, esta debería manifestarse a lo largo del tiempo.

Por otro lado, tradicionalmente la inteligencia se ha asociado a la creatividad, pero nunca se ha medido su evolución con la edad. Ahora, un equipo ha presentado un estudio realizado durante cuatro años. Sus resultados indican que, al contrario de lo que se esperaba, las jóvenes y las mujeres adultas son tan creativas como los hombres. Además, con el tiempo, adelantan en las medidas a la población masculina.

El desarrollo de la creatividad

He Wu-Jing es el autor de este estudio, que es bastante completo, sobre el desarrollo de la creatividad. Partiendo de las bases de Lynn y otros colegas, este investigador se plantea tres preguntas básicas: ¿hay una diferencia entre la capacidad creativa de niños y niñas? ¿Y entre adolescentes? ¿Se cumple lo que dice la teoría de Lynn, es decir, son más creativos los hombres adultos que las mujeres adultas?

En su opinión, como especialista en psicología, las respuestas deben afrontarse desde el desarrollo. Esto es, que hay que medirlas a lo largo del tiempo, durante el desarrollo de los participantes, y no como sujetos inconexos. Así, el estudio planteado por Wu-Jing duró cuatro años y analizó la capacidad creativa de cuatro grupos, diferenciados por edades.

Durante estos cuatro años, el psicólogo midió la creatividad de casi mil jóvenes. ¿Y cómo se mide la creatividad? El Test for Creative Thinking–Drawing Production, o teste de pensamiento creativo-producción artística (más conocido como TCT-DP) ha demostrado en otras ocasiones ser un buen método de medida de la creatividad. Por ejemplo, en Alemania, donde se comprobó que es mejor para su uso en investigación que a nivel clínico. O en China, donde demostró que no produce sesgos según el sexo, cosa muy importante para este estudio.

Con esta herramienta, que evalúa la creatividad mediante dibujos y preguntas, el investigador analizó la capacidad de estos cuatro grupos para responder a las cuestiones que comentábamos. Los resultados mostraron que sí existe una diferencia (tal y como se esperaba) entre los más pequeños, siendo las niñas más creativas. Sin embargo, a medida que crecen, en todos los grupos, no se cumple la hipótesis de Lynn, sino que la creatividad entre los dos grupos se equipara.

¿Qué quiere decir este resultado?

Resumiendo muchísimo, el investigador ha concluido varias cosas: que las mujeres adultas son igual de creativas que los hombres adultos, que en los extremos (más niños o más viejos) los hombres tienden a ser menos creativos y que los hombres son más diversificados, mientras que las mujeres son más focalizadas en su creatividad.

El estudio, indica en autor, seguramente incurrirá en algún sesgo, a pesar de que han tratado de no caer en el error. También tiene deficiencias analíticas que se subsanan con más estudios. Pero es bastante robusto, si miramos cómo está hecho. Este tipo de análisis son muy delicados por varias razones. La primera de ellas es que se malinterpretan fácilmente. Hablar de inteligencia y dividirlo por sexos facilita el sesgo de interpretación.

Painter 3454577 960 Fuente: Pixabay

Pero estos estudios no hablan de individuos, sino que generalizan las mediciones y tratan de convertirlas en un estándar. Eso, en seres humanos, es casi imposible. Por tanto, solo nos sirve como un valor de aproximación. En segundo, las propias mediciones son imperfectas. La manera de medir, evaluar y contabilizar cosas como la creatividad o la inteligencia puede llevar a equívocos enormes. Este tipo de mediciones tiene sentido en su conjunto global.

Newsletter de Magnet

Suscríbete para recibir cada día las últimas noticias y las novedades más importantes para entender y disfrutar el mundo.

Pero nosotros no medimos las cosas en su conjunto global, sino que filtramos la información de manera individual. Esto no quiere decir que este tipo de estudios no tenga utilidad. Al contrario, sirve para asentar patrones en fenómenos complejos a escala social. También sirve para analizar situaciones y buscar respuestas. En definitiva, no debería servir como excusa política o cultural para determinar el destino de hombres o mujeres, pero sí que podría funcionar a la hora de entender mejor cómo funcionamos.

Imagen: Pixabay

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio